Feijóo arrasa en Galicia, Urkullu sube en País Vasco y Podemos se descalabra

Urkullu y Feijóo celebran los resultados de las elecciones del 12-J.
Urkullu y Feijóo celebran los resultados de las elecciones del 12-J.
EFE

Galicia y País Vasco repetirán presidentes autonómicos. Ni las mascarillas ni los efectos de la pandemia alteraron ayer las previsiones yFeijóo y Urkullu ganaron con holgura. Ambas comunidades autónomas, dentro de sus particularidades, apostaron por la continuidad.

La Xunta seguirá teniendo al mando a un Alberto Núñez Feijóo que revalidó su mayoría absoluta (con 42 escaños). Es la cuarta consecutiva y la octava en la historia de la democracia para el PP gallego. El presidente se apunta el tanto para sí mismo, pues la influencia de Génova y de Pablo Casado en su campaña ha sido mínima.

Por su parte, Iñigo Urkullu también seguirá ocupando el asiento de la lehendakaritza al menos cuatro años más, pero apoyado en el pacto. Tendrá que reeditar su acuerdo con el PSE, liderado por Idoia Mendia. Alcanzan de nuevo la mayoría absoluta y están en disposición para seguir de la mano.

En ambos casos la participación no fue tan baja como se esperaba –de hecho, solo cayó algo en Euskadi–. La pandemia no provocó que los ciudadanos renunciaran a ir a las urnas, a pesar de que los casos positivos por Covid o los sospechosos no pudiesen ir a votar.

Las elecciones vascas y gallegas, en general, han supuestoun reforzamiento de los partidos nacionalistas. PNV, Bildu y el BNG mejoran sus resultados, y el análisis a nivel nacional tiene matices. La suma de PSOE y Podemos que ocupa la Moncloa se debilita en ambas autonomías en favor de esas formaciones. Mientras, el PP muestra luces y sombras. Su principal barón sigue en el poder, pero la suma de siglas no salió bien.

En Galicia el panorama se agitó por la izquierda, especialmente en el caso de Galicia en Común, que se ha quedado fuera del Parlamento, y del BNG, gran beneficiado de la noche junto a Feijóo. El plan de Pablo Iglesias salió mal, y ni siquiera la proyección de Yolanda Díaz durante la campaña sirvió para capitalizar el voto. "Es una derrota sin paliativo", reconoció el propio Iglesias a través de las redes sociales.

De esta forma, Alberto Núñez Feijóo seguirá gobernando de forma cómoda y sin otras fuerzas políticas alrededor en su espectro, pues tanto Ciudadanos como Vox siguen fuera del Parlamento gallego. En clave nacional, el PP conserva su feudo principal y da cierto aire al plan de Pablo Casado.

Composición del parlamento gallego tras las elecciones del 12-J.
Composición del parlamento gallego tras las elecciones del 12-J.
Carlos Gámez

En el País Vasco, también pocos cambios. Ya lo vaticinaban las encuestas y el PNV no solo venció de forma holgada, sino que además mejoró los resultados de los últimos comicios. En ese escenario, Urkullu podrá reafirmar su pacto con el PSE, que ganó un escaño respecto al resultado de hace cuatro años.

Eso sí, Idoia Mendia se queda tercera porque la segunda fuerza en el Parlamento vasco resultó ser Bildu. Y es que la izquierda abertzale logró su mejor resultado en unas elecciones. El PSOE, con todo, no acusó el desgaste de la gestión desde el Gobierno central de la pandemia.

El declive más relevante se da, igual que en Galicia, en el caso de Podemos. La candidatura de Miren Gorrotxategi solo conservó la mitad de los votos registrados en 2016, cuando fue incluso tercera fuerza. Pasa de 11 a 6 escaños y deja también tocado el mensaje del partido. Si se hace una lectura en clave nacional, PSOE y Podemos suman 16 diputados cuando hace cuatro años llegaron a los 20.

Tampoco le salió bien el plan a Pablo Casado en Euskadi. Su apuesta por la coalición con Cs no tuvo el resultado esperado y Carlos Iturgaiz se quedó en solo cinco parlamentarios –dos de los cuales son naranjas–, cuatro menos de los que sacó solo el PP en el año 2016, cuando el candidato fue Alfonso Alonso.

Quien se estrenará en el Parlamento vasco será Vox. La formación de Santiago Abascal, que no presentó un candidato específico para la lehendakaritza, pudo mejorar su resultado apostando por un discurso en clave nacional, y respaldado por su presencia en el Congreso.

Composición del parlamento vasco tras las elecciones del 12-J.
Composición del parlamento vasco tras las elecciones del 12-J.
Carlos Gámez
Mostrar comentarios

Códigos Descuento