Representación gráfica de una infección.
  • Una ITS puede provocar una ETS cuando la infección se vuelve una enfermedad.
  • Las ITS cuyo origen es vírico no se pueden curar, pero sí controlar.

Página 1 de 4