• El Ejecutivo de Castilla-La Mancha calcula que, en dos años, en torno a 3.100 personas se podrán beneficiar de la línea de ayudas del programa Garantía+55, cuya orden de bases ha aprobado este martes el Consejo de Gobierno, y que está destinado a los mayores de 55 años que estén percibiendo un subsidio del Servicio Público de Empleo Estatal (Sepe) de 426 euros, con el fin de que puedan aumentar la base de su cotización realizando "trabajos colaborativos".

Página 1 de 2