La reina Isabel II no verá la entrevista de los duques de Sussex, Harry y Meghan, este domingo en la televisión estadounidense con Oprah Winfrey, aunque la Casa Real británica se prepara para las potenciales consecuencias de las declaraciones de la pareja. Según el Sunday Times, generalmente bien informado sobre cuestiones monárquicas, la reina no seguirá el programa que este domingo se difundirá en EE UU y el lunes en el Reino Unido, pero su entorno —que tilda de "circo" la conversación— se muestra listo para adoptar represalias si se vierten ataques personales. El momento de la entrevista se considera particularmente inoportuno por el Palacio de Buckingham, pues el marido de Isabel II, el príncipe Felipe, se halla hospitalizado por una infección desde el 17 de febrero y acaba de ser sometido a una intervención cardíaca. La intención de la reina, según los medios británicos más cercanos a palacio, es tratar de ignorar la batalla dialéctica en la que se hallan los duques de Sussex y multiplicar sus actividades públicas en las próximas semanas para destacar su papel de servicio a la sociedad.
El portavoz de ERC en el Congreso, Gabriel Rufián, ha protagonizado esta mañana la sesión de Control al Gobierno durante su pregunta al ministro de Justicia. Durante su intervención, Rufián ha acusado a Felipe VI de actuar como un diputado de Vox. "Vox tiene aquí, desgraciadamente, 52 diputados. Pero en realidad son 53, porque tiene uno en la Zarzuela", ha ironizado el portavoz de ERC. Posteriormente ha afirmado que "señores y señoras de la derecha y de la extrema derecha, tienen ustedes razón: a Felipe VI le votó un español, Francisco Franco" mientras ha mostrado una foto del dictador con el actual jefe del Estado de cuando era pequeño. "Tenía unos diez años él, un poco joven", ha bromeado. El ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, ha salido en defensa de la Justicia y del Tribunal Supremo. "No comparto su análisis. El esfuerzo que está haciendo este Gobierno para salir de esta pandemia, pasarán a la historia. La justicia se hace en defensa del Rey, y en eso creo y seguiré creyendo hasta la última gota de mi sangre".
  • ERC, EH Bildu, Más País y otros socios habituales solicitan también la comparecencia de Felipe VI en la Cámara Baja.
  • La vicepresidenta Carmen Calvo la descarta: es una "fantasía" de ERC que sería "inconstitucional", sostiene.
  • Ni PSOE ni Unidas Podemos se pronuncian por ahora sobre la comparecencia de Sánchez.
  • Se trata de la segunda vez en una semana que los socios del Gobierno cargan contra el presidente, tras hacerlo la semana pasada por la ley de vivienda.
Pancarta contra la Casa Real colocada en el hotel ocupado por el colectivo Centro Social La Molinera, en Valladolid.

El alcalde de Valladolid, el socialista Óscar Puente, ha asegurado este martes que el Ayuntamiento estudiará si la colocación de la pancarta que ha puesto el colectivo Centro Social La Molinera en el edificio del Hotel Marqués de la Ensenada, que tiene ocupado ilegalmente desde hace dos años y medio, sobre la Casa Real incumple la normativa municipal y si es así procederá a su retirada.

Página 1 de 10