El fundador de WikiLeaks, Julian Assange, a su llegada a la Corte de Magistrados de Westminster, en Londres (Reino Unido), tras su detención.
New Scotland Yard, la Policía Metropolitana de Londres.
  • La policía metropolitana de la City da por hecho que sufrirán un atentado tarde o temprano, lo ven "altamente probable".
  • Un comisario en una entrevista admite que no pueden prometer que no habrá ataques.
  • El Reino Unido sigue con el nivel "severo" de amenaza terrorista, el segundo más alto.
  • "La gente quiere que les tranquilice, me temo que no puedo hacerlo", admite el agente.
  • "Es cuestión de cuándo y no de si ocurrirá".
  • El agente asegura que la policía ha evitado numerosos ataques desde que dos yihadistas asesinaran a un soldado británico en la calle en 2013.

Página 1 de 3