Los Reyes se interesan por la reacción del sector agroalimentario a la crisis

Sus Majestades los Reyes han mantenido esta mañana una videoconferencia con representantes de Anecoop,
Sus Majestades los Reyes han mantenido esta mañana una videoconferencia con representantes de Anecoop,
Felix Duart

Los Reyes han conversado este viernes con directivos de Corporación Alimentaria Peñasanta (Capsa Food) y de Central Lechera Asturiana y con los del grupo hortofrutícola Anecoop con el fin de transmitir su apoyo al sector de la agroalimentación y de la ganadería y conocer su respuesta ante la crisis sanitaria.

A través de videoconferencia desde el Palacio de la Zarzuela, don Felipe y doña Letizia se han interesado de nuevo por la situación del sector primario y han puesto en valor su carácter esencial, así como su capacidad para hacer frente a situaciones complejas, han informado fuentes de la Casa Real.

El presidente de Anecoop, Alejandro Monzón, junto con otros directivos de la primera empresa hortofrutícola del Mediterráneo, con sede en Valencia, les ha detallado las principales dificultades que están encontrando, como el incremento de las peticiones de aplazamientos de pago por parte de los clientes y el aumento de los impagos.

Otras preocupaciones son la reducción y eliminación de coberturas de riesgo comercial por parte de las grandes aseguradoras, la falta de mano de obra, el carácter impredecible de la demanda en la situación actual, los cambios en los canales de comercialización y las tendencias de consumo y el encarecimiento del transporte y los costes.

Respecto a los productos con los que trabajan, han explicado que los cítricos se han visto beneficiados por la situación, ya que su demanda se ha disparado en las últimas semanas, mientras que han bajado especialmente las ventas de los frutos rojos y exóticos al ser percibidos como frutas más perecederas y de mayor precio.

La venta de vinos bajó en las primeras semanas, pero en una segunda etapa ha habido un repunte en la compra en supermercados y grandes superficies, aunque el cierre de hoteles, restaurantes y cafeterías ha tenido un impacto muy negativo.

A medio plazo, los responsables de Anecoop han comentado a los reyes que esperan ir recuperando gradualmente la normalidad y que exista conciencia de que el papel del sector agroalimentario español pase de ser "insostenible" a "insustituible".

En la charla con el presidente de Central Lechera Asturiana y Capsa Food, Bertino Velasco, y con el director general del grupo, José Armando Tellado, se han interesado por la adaptación y el funcionamiento de la compañía en estas últimas semanas.

Tellado, que también es presidente de la Federación Nacional de Industrias Lácteas (Fenil), ha compartido que la industria agroalimentaria puede ser "una palanca sobre la que reconstruir el relanzamiento económico en España", según las fuentes.

Velasco y Tellado han comentado a don Felipe y doña Letizia que su grupo ha garantizado el 100 por cien de la recogida de leche de sus socios ganaderos y el empleo de todos sus trabajadores, además de garantizar el abastecimiento de productos para el consumo de la ciudadanía.

Los dos directivos han expuesto las iniciativa solidarias llevadas a cabo en las últimas semanas, como la donación de productos a los hospitales públicos de Asturias, y el compromiso de entregar más de un millón de litros de leche a la hostelería española en su reapertura.

Capsa Food es la empresa líder en ventas de productos lácteos y derivados a escala nacional con marcas como Central Lechera Asturiana, Larsa, Asana y Vega de Oro.

La Reina conversa con las asociaciones de personas con daño cerebral

Por otra parte, los responsables de la Federación Española de Daño Cerebral (FEDACE) han resaltado hoy a doña Letizia la importancia de comenzar cuanto antes las actividades de rehabilitación para no continuar con la pérdida de capacidades y retroceso en la calidad de vida de las personas que necesitan este recurso. Según le han explicado, la asistencia a los centros de atención diurna terapéutica cumple dos funciones fundamentales: por una parte, trabajar en la mejora y mantenimiento de las capacidades de las personas y, por otra, liberar a las familias, a las cuidadoras, fundamentalmente mujeres, con el fin de que puedan continuar con su vida habitual, en el ámbito laboral, social, o cualquier otro.

En la videoconferencia con la Reina han participado el presidente de la Federación Española de Daño Cerebral (FEDACE), Luciano Fernández Pintor, también presidente de la Federación Galega de Daño Cerebral (FEGADACE); la vicepresidenta de FEDACE Y presidenta de la Asociación de Daño Cerebral Sobrevenido de Castilla–La Mancha (ADACE CLM), Ana Cabellos Cano, directora de la Fundación Tutelar de Daño Cerebral de Castilla–La Mancha (FUNDACE CLM); y la directora gerente de FEDACE, Mar Barbero Lázaro, miembro del Consejo Nacional de Discapacidad como experta en Tercer Sector, Discapacidad y Empleo .

FEDACE representa y dinamiza al Movimiento Asociativo de personas con Daño Cerebral y sus familias, que agrupa a más de 40 entidades territoriales y reúne a unos 11.000 socios. La misión de la organización es concienciar a la sociedad y a la Administración sobre la importancia de crear una red de recursos y servicios sociosanitarios acorde con el número de personas que sufren esta lesión cerebral y con la gravedad y variedad de sus secuelas.

En la videoconferencia, los responsables de esta Federación le han trasladado que en las últimas semanas “todo ha dado un vuelco espectacular” puesto que, por ejemplo, como consecuencia del confinamiento, las 43 entidades miembro de la Federación Española de Daño Cerebral (FEDACE) tienen los centros cerrados (con la excepción de las residencias) con la mayor parte de sus empleados teletrabajando; además, la gran mayoría han solicitado ERTEs.

La atención a los usuarios con daño cerebral no se ha podido realizar de forma presencial y se ha estado dando atención y tele rehabilitación desde aplicaciones informáticas en diferentes vías: seguimiento telefónico sobre todo a aquellas personas que están solas, actividades de ocio a través de WhatsApp, habilitación de plataformas donde ir subiendo vídeos y documentos con actividades y ejercicios que los usuarios puedan hacer en sus casas, aunque esta propuesta ha conllevado muchas dificultades, ya que muchos usuarios, así como sus familiares cuidadores, no están adaptados a las nuevas tecnologías y, en bastantes casos, están faltos de los equipos informáticos necesarios.

Asimismo, se está apreciando un notable descenso de llamadas de familiares desde el hospital por casos de ictus o traumatismos craneoencefálicos (principales causas de daño cerebral), lo que probablemente se debe al miedo a acercarse a centros médicos por la posibilidad de contagio. De hecho explican que temen que hayan quedado personas sin atender, fundamentalmente porque no hayan acudido a los centros sanitarios. Destacable y preocupante también es el hecho de que, ante la necesidad de camas, se está enviando a las personas a sus casas antes de que haya finalizado el periodo habitual de rehabilitación tras un ictus, un traumatismo craneoencefálico, un tumor cerebral u otras causas que provocan daño cerebral. La pérdida de rehabilitación en esta fase marcará definitivamente la recuperación de las personas.

En el escenario de la vuelta paulatina a las actividades, según los responsables de FEDACE se pueden producir disfunciones en el ámbito de los centros de atención diurna terapéutica y en el ámbito de la rehabilitación pues los centros de día están amparados por una serie de ratios tanto en lo referido al personal como al espacial que, de momento, colisionan con lo que se ha dado en llamar distancia social. Por otra parte, se trata de personas usuarias con pluripatologías y con unos grados de dependencia y discapacidad severos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento