Varios policías fuertemente armados vigilan en una zona acordonada cerca de la estación de metro de Oxford Circus, en el centro de Londres (Reino Unido).
Imagen de una webcam donde se ve Oxford Circus totalmente vacío.
  • Testigos han verificado la presencia de agentes de Policía armados en la zona y el cierre de algunos comercios atestados de gente: es Black Friday.
  • La Policía recomendó tranquilidad a la población mientras investigaba en profundidad el suceso.
  • Las primeras observaciones no arrojaron evidencias de que haya habido disparos o víctimas y la estación reabrió con normalidad.

Página 1 de 3