El PP escenifica el regreso de los "adultos" y el espíritu centrista en la apertura de su Congreso

  • González Pons abre la jornada con una apelación al centro reformista y las grandes mayorías.
  • Teófila Martínez: “Cada vez que nos han dado por muertos, hemos demostrado estar muy vivos”.
  • Guiños a Rajoy y Aznar en la constitución de la Mesa y nula presencia del núcleo de Casado.
Esteban González Pons se dirige al auditorio en Sevilla en la apertura de Congreso del PP.
Esteban González Pons se dirige al auditorio en Sevilla en la apertura de Congreso del PP.
EFE

Los “adultos” están de vuelta. Fue Cayetana Álvarez de Toledo quien, en el agónico final de Pablo Casado, señaló a Alberto Núñez Feijóo como el “adulto en la habitación” capaz de poner orden en el jardín de infancia. Para entonces, hace apenas mes y medio, Feijóo estaba en la cabeza de todos. Hoy está ya en el estrado, a punto de ser formalizado por aclamación (oficialmente será mañana), manejando el timón y tomando decisiones sobre la configuración del PP del futuro inmediato.

De manera simbólica, la mano del gallego se siente en la configuración de la Mesa del Congreso, constituida a las 11.20 de esta mañana. Supone un salto generacional hacia atrás para restablecer los puentes con el PP de Mariano Rajoy y hasta de José María Aznar, a empezar por el presidente del Comité Organizador, Esteban González Pons, y por Teófila Martínez, presidenta de la Mesa del XX Congreso del PP a sus 74 años y ya retirada de la política activa.

Los "adultos" toman el mando y se afirman frente a la etapa de Casado. Nadie del núcleo de Casado integra la Mesa; sí, en cambio, pesos pesados internos de Rajoy y Aznar como Juan Carlos Vera, un “reservista” clave del PP, según González Pons. También guiños a Ayuso y Almeida con la inclusión de Alfonso Serrano e Inmaculada Sanz.

El propio lema elegido para esta cita sevillana (“Lo haremos bien”) habla a las claras de la apuesta por la gestión por encima de la batalla ideológica y remite implícitamente al mensaje de solvencia contrastada tan caro al PP. Es la “nueva normalidad” del PP, que se cura con la vieja receta de la abuela del constipado, acaso coronavirus, de los últimos meses. Y lo hace, en palabras de Esteban González Pons, sin dejar de funcionar en mitad de la tormenta. Parafraseando a Adolfo Suárez, el valenciano dijo: “Hemos reparado la electricidad del edificio sin dejar de dar luz ni un solo minuto”.

Teófila Martínez, presidenta de la Mesa, se dirige a la concurrencia.
Teófila Martínez, presidenta de la Mesa, se dirige a la concurrencia.
EFE

La Mesa ha quedado constituida tras el informe del presidente del Comité Organizador del Congreso, que ha hablado al auditorio después de sonar consecutivamente el himno de Andalucía y el de España. “Sevilla es una ciudad talismán para nosotros, lo fue en el pasado y lo será siempre”, ha señalado González Pons. Aquí el PP nació de la costilla de Alianza Popular y José María Aznar, que no podrá acudir por dar positivo en coronavirus, se alzó con la presidencia del partido. “Hoy reiniciamos el PP, abrimos etapa; no es una refundación, pero casi”, ha añadido González Pons

El presidente del Comité ha hecho referencia al “centro reformista” que nació aquel abril del 90 en el X Congreso de Sevilla y a la “vocación mayoritaria” que constituye el ADN del PP. Por su parte, Teófila Martínez ha recordado que “cada vez que alguien ha intentado darnos por muertos, hemos demostrado estar muy vivos”. La ex alcaldesa de Cádiz ha tirado del lema del 90: “Centrados por la libertad” y ha apelado a la "certidumbre y estabilidad" demostrada por el PP en sus gobiernos. El mensaje de reconciliación debe pasar por la utilidad pública, "sin perder el tiempo en cuestiones personales y puntuales". 

Mostrar comentarios

Códigos Descuento