El Gobierno descarta el toque de queda que pide Castilla y León e insta a las autonomías a tomar otras medidas

27/10/2020  SANTANDER
EP El toque de queda  

C/ Cañadio

FOTO: Juan Manuel Serrano Arce
Imagen de archivo de una noche con toque de queda en Santander.
Juan Manuel Serrano Arce

El Ministerio de Sanidad descarta volver a poner en pie un toque de queda  nocturno tal y como este martes ha pedido Castilla y León. Su consejera de Sanidad, Verónica Casado, propondrá al Consejo Interterritorial de este miércoles volver a la obligación de estar en casa de desde la una hasta las seis de la madrugada, pero fuentes del departamento de Carolina Darias rechazan tal posibilidad. Lo que defiende el Gobierno central es que las comunidades tomen medidas dentro de sus competencias, entre las que figuran el cierre del ocio nocturno o la reducción de aforos que ya están tomando Cataluña, Navarra o Baleares.

Castilla y León ha sido la primera comunidad en mencionar una medida que solo es competencia del Gobierno central, de tipo general y que necesitaría o un aval jurídico o directamente un estado de alarma, puesto que el toque de queda nocturno era una de las medidas que restringen libertades fundamentales.

Sin embargo, su consejera la planteará este miércoles al Consejo Interterritorial para intentar frenar el ritmo "vertiginoso" del coronavirus, que en Castilla y León ya supera los mil casos por cada 100.000 habitantes entre 12 y 19 años, mientras también empiezan a repuntar los contagios entre población que debía estar vacunada, de 50 a 59 años, y que es más vulnerable al virus. 

La propuesta de Casado es un toque de queda de una a seis de la madrugada "general", aunque "también se podría tomar solo en algunas comunidades", ha explicado.

De momento, ninguna otra comunidad ha pedido algo similar y el Ministerio tampoco lo defiende. Fuentes de Sanidad se remiten a las declaraciones de este lunes del director del CCAES, Fernando Simón, sobre este asunto, cuando recordó que las comunidades tienen a su alcance medidas que pueden tomar dentro de sus competencias.

"Ahora mismo, las comunidades tienen cierto margen para implementar algunas medidas", dijo Simón que dejó para otra fase proponer eventualmente medidas "por encima" de las comunidades.

"Estamos haciendo un seguimiento muy exhaustivo tratando de detectar y controlar todas las posibilidades y a partir de ahí, si desde el punto de vista técnico se considera que tienen que implementarse medidas por encima de las que las comunidades tienen capacidad, pues se propondrá", dijo.

Cierre del ocio nocturno

Esto es precisamente lo que han empezado a hacer algunos gobiernos autonómicos. Navarra anunció este lunes que cerraba el ocio nocturno durante 15 días y este martes le ha seguido Cataluña con una decisión similar. 

Además de proponer el toque de queda nocturno, Casado también ha anunciado que adelantará el cierre del ocio nocturno a las dos de la madrugada -desde las tres- y Baleares ha limitado los aforos de los establecimientos a un máximo de 100 personas dentro y 200 en el exterior. Andalucía ha paralizado de momento su desescalada y Aragón, País Vasco o Murcia tampoco descartan toma medidas.

El cierre de actividades o la fijación de horarios son competencias autonómicas como las que el Gobierno central anima a tomar a las comunidades. También algunas de ellas, que reconocen que son medidas "impopulares" que tienen que decretar ellas aunque "lo fácil" sea pedir que lo haga el Gobierno central.

Por el contrario, otras comunidades no tiene previsto tomar medidas de momento. Así lo ha descartado la presidenta de la Comunidad de Madrid, Isabel Díaz Ayuso, y también otras comunidades como Castilla-La Mancha o Extremadura, donde de momento la Covid no está tan disparada entre la población joven como ocurre en otras.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento