El PNV ve "preocupante" que Sánchez pueda "laminar la capacidad autonómica de regular la salud"

  • El Gobierno vasco ha encargado un informe sobre las consecuencias en otras comunidades del estado de alarma en Madrid.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban.
El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el portavoz del PNV en el Congreso, Aitor Esteban.
MONCLOA

El parlamentario del PNV, Luis Javier Tellería, ha señalado que lo vivido durante los últimos meses en la Comunidad de Madrid por la pandemia de Covid-19 es "un despropósito", pero ha considerado "preocupante" que se pueda "laminar la capacidad autonómica de regular la salud", lo que a su juicio muestra "debilidad del estado autonómico".

En declaraciones a Radio Euskadi, los parlamentarios vascos han analizado el estado de alarma decretado por el Gobierno central en la Comunidad de Madrid y la decisión del lehendakari de encargar a los servicios jurídicos del Gobierno vasco un informe sobre las consecuencias que esta medida pueden tener en otras comunidades.

En este sentido, el parlamentario del PNV Luis Javier Tellería ha considerado que lo que se ha vivido en Madrid es "un despropósito descomunal desde hace dos meses", hecho que ha atribuido a la "lucha de protagonismo político y de líderes".

A su juicio, no solo los políticos sino que tampoco la justicia "juega con todas las cartas sobre la mesa para salvar la salud pública" y "no es razonable que una orden casi igual se permita en Castilla y León y no en Madrid".

"No se puede pedir responsabilidad a la ciudadanía cuando los primeros irresponsables son los políticos, y tampoco creo que lo mejor es generar un estado alarma y vulnerar el estado autonómico que demuestra una debilidad de éste", ha advertido, para añadir que, "en un momento determinado, el Estado, por razones subjetivas que ellos puedan decir que son objetivos, interviene y puede laminar la capacidad autonómica de regular la salud".

Por último, ha sostenido que lo que pasa en Madrid puede tener repercusión en Euskadi y por ello el Gobierno Vasco "muestra preocupación y encarga un informe". "Es verdad que aquí debemos estar más tranquilos porque la coordinación entre instituciones funciona muy bien", ha valorado.

Bildu defiende la decisión del Gobierno

Desde EH Bildu, el parlamentario Iker Casanova ha señalado que, en los últimos meses, se da una "sobreexposición de lo que sucede en Madrid" y ha apostado por poner "en el centro de la agenda política vasca los temas más cercanos".

No obstante, ha defendido que "tanto por razones de salud como de proteger la economía hay que ser capaces de tomar las medidas restrictivas necesarias con la duración suficiente para llegar a una normalidad real".

Por último, ha remarcado que EH Bildu defiende la "plena soberanía y la independencia", pero ha advertido de que esa soberanía "hay que llenarla de contenidos".

El PSE, a favor del estado de alarma en Madrid

Por su parte, el portavoz parlamentario del PSE, Eneko Andueza, ha afirmado que lo que ha hecho el Gobierno de España es "tomar las medidas que no quiere tomar la Comunidad de Madrid".

Tras acusar a la presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, de haber decidido "no hacer nada, cruzarse de brazos y enfrentarse" al Ejecutivo central "por una cuestión política", ha considerado que la capital del Estado está "cautiva de las decisiones de una señora que actúa por intereses políticos y mero afán de torpedear al Gobierno".

Asimismo, y ante las críticas del PP por la situación que se da en Navarra, Andueza ha afirmado que respecto a Madrid los parámetros son "diferentes" y comparar ambas comunidades es "ridículo".

E-Podemos acusa al Gobierno de Ayuso de no tomar medidas

Por su parte, el parlamentario de Elkarrekin Podemos Iñigo Martínez ha justificado la declaración del estado de alarma en el hecho de que se había llegado a "una situación insostenible ante un Gobierno", el autonómico, "que no tomaba medidas.

Asimismo, ha reconocido que le parece bien que el Ejecutivo vasco "prepare los informes oportunos", aunque ha apostado por "mandar un mensaje de tranquilidad", ya que el Gobierno central "no ha dado muestras de querer intervenir competencias nuestras".

Por último, ha sostenido que Euskadi no se encuentra en la situación "dramática" de otras comunidades, aunque el Gobierno vasco "hace oídos sordos a las reclamaciones de mas testeos masivos y rastreadores".

PP y Cs critican la actitud de Sánchez

Por su parte, el portavoz parlamentario del grupo PP-Cs, Carmelo Barrio, ha criticado la "actitud patética y de castigo" mostrada por el Gobierno de Sánchez con la Comunidad de Madrid, intentando "imponer decisiones con intereses partidistas y yendo a la caza de Madrid, seguramente para ocultar otras".

"La incidencia de la pandemia en Madrid se está reduciendo en los últimos días con una reducción de contagios y de la ocupación de camas", ha argumentado, al tiempo que ha reclamado diálogo y que no se recurra a la imposición.

Asimismo, se ha cuestionado qué pasa con las comunidades autónomas que están "peor que Madrid" y ha incidido en que "Navarra triplica los datos de contagios de la media nacional".

Por último, ha reconocido que entiende que el lehendakari, Íñigo Urkullu, haya solicitado un informe jurídico "porque está viendo que si las cosas no van bien en el País Vasco se puedan tomar medidas impositivas que afecten a la ciudadanía".

Vox defiende la moción de censura

Por último, la parlamentaria de Vox, Amaia Martínez, ha acusado al presidente del Gobierno central, Pedro Sánchez, de haber "cerrado Madrid mediante decretazo" por intereses políticos, y ha advertido de que "si fuera por cuestiones sanitarias se cerraría Navarra".

A su juicio, la decisión va a generar "consecuencias económicas y sociales" y ha defendido que "la medida que mejor protege a los españoles es la moción de censura". "Que levante la mano quien crea en las promesas de Sánchez. Es un trilero que lo que mejor le da es fingir y engañar", ha acusado.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento