Todos los socios del PSOE firman un manifiesto "contra el envío de tropas" y reivindican el "no a la guerra"

La fragata 'Blas de Lezo', en una imagen de archivo, del 27 de agosto de 2019, en Ferrol, A Coruña.
La fragata 'Blas de Lezo', en una imagen de archivo, del 27 de agosto de 2019, en Ferrol, A Coruña.
José Díaz/Europa Press
La fragata 'Blas de Lezo', en una imagen de archivo, del 27 de agosto de 2019, en Ferrol, A Coruña.

Todos los aliados del Gobierno de coalición entre el PSOE y Unidas Podemos han mostrado su "rechazo frontal" al envío de tropas españolas a Bulgaria y el Mar Negro como apoyo a la OTAN en la crisis entre Ucrania y Rusia a través de un manifiesto que han firmado.

Unidas Podemos, Izquierda Unida, Bildu, Más País-Equo, Alianza Verde, BNG, CUP, Compromís y En Comú Podem han apoyado el Manifiesto por la paz y para evitar una nueva guerra en Europa: desescalada y diálogo, no envío de tropas ni armamento a Ucrania.

El texto que han suscrito estos partidos políticos asegura que la solución del conflicto está en el "diálogo, la distensión y el convencimiento de que la paz es el único camino" y que la "Unión Europea debe evitar verse arrastrada y formular propuestas concretas de desescalamiento que eviten un conflicto que perjudique gravemente a Ucrania y a toda Europa".

"No podemos permitir que nos encierren en un viejo esquema de Guerra Fría", señalan, con especial incidencia en el respeto a la "soberanía de los pueblos" y el rechazo de "las amenazas militares de un país a otro estado soberano, sea de quién sea, así como cualquier cambio de frontera por la vía de la agresión militar".

Los socios de Gobierno del PSOE apelan con este manifiesto a reducir la tensión y hacer mayores esfuerzos diplomáticos "para impedir la guerra, así como cesar los planes para que Ucrania ingrese en la OTAN a la vez que se acuerdan medidas de garantía que satisfagan a todas las partes y defender los derechos humanos".

Irene Montero ha manifestado ante las preguntas de la prensa que "España es con rotundidad el país del 'no a la guerra'", a modo de crítica de la decisión del Ministerio de Defensa de enviar el cazaminas Meteoro y la fragata Blas de Lezo como apoyo a la OTAN en esta situación.

Se abre así un nuevo frente de tensión en el Gobierno de coalición, ante el que José Manuel Albares, ministro de Asuntos Exteriores, ha respondido a la ministra de Igualdad y su recuperación del grito del "no a la guerra" de 2003 contra Irak, asegurando que es Pedro Sánchez quien marca la política exterior.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento