La borrasca 'Jorge' desplomará los termómetros hasta diez grados y repartirá lluvias por España

La borrasca Dennis provocó fuertes rachas de viento en Reino Unido.
La borrasca Dennis provocó fuertes rachas de viento en Reino Unido.
Neil Hall/EFE

El tiempo primaveral adelantado de estos días, con temperaturas más altas de lo normal y cielos soleados, dará paso este sábado a un final de febrero algo más desapacible por la llegada de un frente frío asociado a la borrasca 'Jorge', que traerá lluvias, un desplome de las temperaturas y rachas de viento de hasta 110 km/h, sobre todo en el noroeste peninsular. Nuevos frentes traerán un temporal a la península y Baleares hasta el martes.

La influencia de esas bajas presiones sucederá a la entrada de polvo en suspensión que este viernes extenderá "cielos turbios" en amplias zonas de la península, según destacó en un vídeo en Twitter uno de los portavoces de la Agencia Estatal de Meteorología (Aemet), Rubén del Campo.

El "cambio de tiempo a la vista", como precisó Del Campo, se producirá este sábado, último día de febrero en este año bisiesto, ya que 'Jorge' inyectará rachas de viento fuertes o muy fuertes en buena parte del noroeste peninsular, así como el norte y áreas de la Meseta Norte, el Sistema Ibérico y puntos del sureste de la península.

Viene de Irlanda

'Jorge', borrasca nombrada por la Aemet, se situará este sábado en el entorno de Irlanda con un frente frío que producirá lluvias y rachas muy fuertes de viento en el noroeste peninsular. Posteriores sistemas frontales atlánticos, asociados a nuevos centros de presión, darán la bienvenida a marzo con precipitaciones y vientos fuertes en buena parte de la península y a Baleares entre el domingo y el próximo martes.

La predicción de la Aemet, recogida por Servimedia, indica que este sábado hay aviso naranja (riesgo importante, el segundo en una escala de tres niveles) en la comarca lucense de A Mariña, donde se esperan rachas de viento de al menos 110 km/h, así como en otras zonas de Galicia, concretamente A Coruña, resto de Lugo y Pontevedra (salvo el sur), donde habrá rachas de 100 km/h.

Con el aviso amarillo (riesgo, el más bajo en la escala) por rachas de viento de 80 a 90 km/h están zonas de Álava, Asturias, Burgos, Cantabria, La Rioja, Navarra, Ourense y Vizcaya.

La Aemet también ha activado el aviso naranja por mala mar en A Coruña, Lugo y el oeste de Asturias, y el amarillo por fenómenos costeros en Pontevedra. El tiempo más adverso se espera sobre todo en la madrugada de este sábado.

Hasta 10 grados menos

Por otro lado, la borrasca 'Jorge' vendrá acompañada de lluvia en toda la península excepto las provincias mediterráneas, aunque serán débiles en la mayoría de las zonas. Habrá precipitaciones abundantes en Galicia y las comunidades cantábricas. "Esto, en principio, es una buena noticia después de un mes tan seco", comentó Del Campo. Aparecerá la nieve en cotas a partir de los 900 o 1.000 metros.

Todo ello vendrá acompañado de un descenso de las temperaturas en toda la península excepto en el área de los mediterráneos, donde irán al alza. El desplome térmico será de hasta 10 grados en zonas de ambas mesetas y del Sistema Ibérico.

De hecho, los termómetros pasarán de marcar este viernes cerca de 20 grados o más en buena parte de la mitad sur peninsular, el valle del Ebro, áreas del Cantábrico y ambos archipiélagos, a hacerlo el sábado sólo en el Mediterráneo, el valle del Guadalquivir y otras zonas occidentales de Andalucía, así como en Canarias y en Baleares.

Por tanto, el frente frío asociado a 'Jorge' cruzará la Península de oeste a este, dando lugar a lluvias generalizadas, principalmente durante la madrugada, en Galicia y, más débiles y ocasionales, en el resto de las vertientes atlántica y cantábrica. Las rachas muy fuertes de viento quedarán limitadas a Galicia, el área cantábrica y el norte del Sistema Ibérico. El viento fuerte provocará mal estado de la mar, con olas de mar combinada de cuatro a cinco metros. Además, el frente producirá un descenso notable de las temperaturas diurnas, que se situarán en valores próximos a los normales de estas fechas.

De domingo a martes

A lo largo de los días siguientes, nuevos frentes atlánticos, con mayor contenido de humedad y más activos, incidirán sobre la península y Baleares. Las precipitaciones afectarán el domingo a buena parte de las zonas peninsulares, aunque serán muy poco probables en el sur y el área mediterránea. Por el contrario, las lluvias más intensas corresponderán al oeste y suroeste de Galicia. La cota de nieve se situará en unos 1.200 metros.

Las rachas de viento del oeste serán menos fuertes que el sábado, pero afectarán a más zonas: todo el cuadrante noroccidental peninsular, el Pirineo occidental y el Sistema Ibérico. La altura de las olas estará entre cinco y seis metros en las costas de Galicia y del Cantábrico.

La Aemet prevé que el día más adverso sea el próximo lunes, cuando una nueva borrasca se profundizará en las proximidades de la península y Baleares, y dará lugar de forma generalizada a precipitaciones, rachas muy fuertes de viento y mal estado de la mar.

En principio, la mayor cantidad de precipitación de ese día caerá en la mitad norte y el centro de la península, con una cota de nieve que rondará los 1.000 metros. Las rachas muy fuertes de viento afectarán a toda la península y a Baleares, con intervalos que probablemente alcancen los 110 km/h en zonas altas.

Este temporal de lluvia, viento mar probablemente finalizará el próximo martes, cuando la borrasca del lunes se aleje hacia Italia. No obstante, este día todavía se producirán precipitaciones en el norte peninsular y rachas de viento muy fuertes, así como mal estado de la mar en el área mediterránea.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento