Un punto de recogida de Uber en el Aeropuerto Internacional de Los Ángeles (California, EE UU).
  • Los objetos más frecuentes que se dejan los clientes de la compañía en España son teléfonos móviles, carteras, mochilas y gafas de sol. Y este año también mascarillas para protegerse del coronavirus.
  • Los clientes de todo el mundo han olvidado desde tablas ouija hasta ratones vivos para dar de comer a serpientes, una espada o hasta un tanque de oxígeno.

Página 1 de 4