Los ETF de Bitcoin al contado ya son una realidad: así se pueden beneficiar los inversores españoles de ellos

Tras muchos meses de especulación y muchas dudas, el pasado 10 de enero se despejó la incógnita: el primer ETF (siglas en inglés de fondo de inversión cotizado) de Bitcoin al contado fue aprobado por la Comisión de Bolsa y Valores de Estados Unidos (conocida por sus siglas en inglés, SEC), un hecho que marca un nuevo hito en la historia de la criptomoneda y supone un importante respaldo de los mercados tradicionales al sector cripto, lo que, sin duda, dará mayor confianza a los inversores sobre este activo. Con este nuevo producto, además, será más sencillo invertir en la criptodivisa.

Muchas noticias positivas para el Bitcoin que, según la mayoría de los expertos, deberían repercutir positivamente en su valor y contribuir a que la criptomoneda mantenga durante 2024 la tendencia al alza que ha protagonizado a lo largo de 2023, año que inició en 16.000 euros y cerró en 40.000 euros.

Y esto último, las repercusiones que tendrá el ETF de Bitcoin en el precio de la criptomoneda, es muy importante para los inversores españoles, puesto que, por el momento, el mencionado fondo de inversión cotizado sólo ha sido aprobado en Estados Unidos. Así pues, las personas de nuestro país que estén interesadas en este producto no podrán operar con él por ahora. Pero sí podrán beneficiarse del previsible aumento de su valor invirtiendo en la compra directa de Bitcoin.

A continuación te explicamos en qué consisten los ETF de Bitcoin al contado, cómo funcionan y cómo te puedes beneficiar desde España de su aprobación, entre otros aspectos.

Los mejores brókers de criptomonedas del momento

eToro

categoríaInformación
Depósito mín en España50 $
Instrumentos ofrecidos+ 1000
Retirar fondos

1 día trámite. 1-8 de ingreso (según forma de pago)

regulacion

Regulado y registrado por

FCA, CySEC, ASIC...

eToro es una plataforma de inversión multiactivo. El valor de sus inversiones puede aumentar o disminuir. Su capital está en riesgo.

Trade Republic

categoríaInformación
Depósito mín10€
Instrumentos ofrecidos+ 9000
Retirar fondos

1 - 3 días

regulacion

Regulado y registrado por

BaFIN

Invertir en la criptomonedas conlleva riesgos: el valor de las inversiones puede subir o bajar y es posible que recibas menos de lo que invertiste originalmente.

DEGIRO

categoríaInformación
Depósito mínsin depósito mínimo
Instrumentos ofrecidos+ 1000
Retirar fondos

 2 - 4 días laborables

regulacion

Regulado y registrado por

BaFin, AFM, CNMV

Invertir conlleva riesgos de perder tu dinero.

Scalable

categoríaInformación
Cómo invertirETFs sobre criptomonedas
Depósito mín1€
Rentabilidad4% anual por el dinero no invertido
Instrumentos ofrecidos+ 11000
Retirar fondos

2 - 5 días

regulacion

Regulado y registrado por

BaFIN, CNMV

La inversión conlleva riesgos. El valor de tus inversiones puede bajar o subir y puedes recuperar menos de lo invertido. Los resultados pasados, las simulaciones o las previsiones no son un indicador fiable de los resultados futuros.

Kraken

categoríaInformación
Depósito mínSin depósito mínimo
Instrumentos ofrecidos+ 200
Retirar fondos

0 - 5 días

regulacion

Regulado y registrado por

FCA

Operar con futuros, derivados y otros instrumentos utilizando apalancamiento implica un elemento de riesgo y puede no ser adecuado para todo el mundo. Lea el aviso de riesgo de Kraken para obtener más información.

ETF de Bitcoin al contado: una buena noticia para los inversores españoles

La aprobación por parte de la SEC estadounidense del primer ETF de Bitcoin al contado supone que los inversores de aquel país podrán invertir en la criptomoneda a través de fondos de inversión cotizados; los europeos, en cambio, aún tendrán que esperar a que los órganos reguladores del Viejo Continente den el visto bueno a estos productos para hacerlo.

Sin embargo, aunque todavía no puedan participar en los ETF de Bitcoin al contado, la aprobación de estos en Estados Unidos también es una magnífica noticia para los inversores de criptomonedas españoles, puesto que es un importantísimo aumento de prestigio para todo el sector cripto, ya que supone el respaldo de los mercados tradicionales, en este caso del bursátil, a las criptodivisas. O bueno, al menos a la más importante de todas ellas.

Ese respaldo se traducirá en una mayor confianza en el Bitcoin por parte de inversores más tradicionales, lo que tendrá dos consecuencias muy positivas para la criptomoneda: por una parte, aumentará el optimismo de las personas que ya operan habitualmente con Bitcoin, algo que se suele traducir en un aumento del valor del activo, y por otra, facilitará la entrada de nuevos participantes en el mercado, algo que también debe contribuir a aumentar su precio.

De esta manera, aunque los inversores españoles aún no puedan adquirir participaciones en los ETF de Bitcoin al contado, sí se pueden beneficiar del efecto dominó que va a provocar su aprobación comprando directamente la criptomoneda, puesto que es bastante probable que todo lo mencionado haga que su valor siga aumentando a lo largo de 2024.

Eso sí, a pesar de que las previsiones sean optimistas, siempre hay que tener presente que operar con Bitcoins conlleva importantes riesgos de perder parcial o totalmente lo invertido. Es muy importante que los usuarios se informen bien sobre su funcionamiento y peligros antes de que entrar en este mercado.

¿Cómo funcionan los ETF de Bitcoin al contado?

Los ETF son fondos de inversión que cotizan en bolsa, por lo que aúnan características tanto de los fondos de inversión tradicionales como de las acciones. Como los primeros, son creados por unas empresas conocidas como sociedades gestoras que se encargan de configurarlos, gestionarlos, comercializar sus participaciones y tratar de generar beneficios para sus inversores. Están compuestos por un gran número de activos que se pueden comprar gracias a la suma de los fondos de todas las personas que componen el fondo.

Y, como las acciones, cotizan en bolsa, por lo que sus participaciones pueden ser compradas o vendidas en cualquier momento de la sesión bursátil, al contrario de lo que ocurre con los fondos de inversión tradicionales, en los que hay que esperar a que finalice dicha sesión para adquirirlas o traspasarlas. Esto confiere a los ETF mucha más flexibilidad.

Así pues, los ETF de Bitcoin al contado son fondos de inversión compuestos por la mencionada criptomoneda que cotizan en bolsa. Las sociedades gestoras que los administren tratarán de replicar la evolución de su valor para igualarlo o superarlo, mediante la compra y la venta de la criptodivisa en momentos adecuados, con el objetivo de generar beneficios para sus clientes.

Las ventajas de estos ETF frente a la compra directa de Bitcoin son varias. En primer lugar, sus inversores no tienen que preocuparse por la seguridad del lugar en el que almacenen el activo, puesto que ellos no guardan las criptomonedas adquiridas, lo hace la sociedad gestora. Por otra parte, no es preciso que tengan conocimientos profundos sobre las criptodivisas para conseguir buenos beneficios, puesto que son los profesionales de la empresa administradora los que se encargan de todo para tratar de ganar dinero. No obstante, sí es recomendable que el usuario se informe bien de este mercado para conocer los riesgos a los que expone su dinero.

Por último, estos ETF permiten al usuario invertir en Bitcoin sin tener que hacer análisis del mercado y un seguimiento constante tanto a la evolución de su valor como a las noticias, rumores y acontecimiento que puedan afectar a su precio a corto y medio plazo. De todo eso se preocupa la sociedad gestora para tratar de anticiparse a las fluctuaciones ventajosas para obtener beneficios. Eso sí, es recomendable que los participantes en estos fondos estén mínimamente informados de lo que ocurre con la criptomoneda y sigan la evolución del valor del propio ETF, puesto que tal vez les interese vender cuando haya alcanzado un precio ventajoso o si acumula varias semanas de pérdidas.

¿Invertir en Bitcoin o en sus ETF al contado?

Por ahora la elección es fácil, puesto que en España todavía no se puede invertir en ETF de Bitcoin al contado. Pero es probable que en algún momento los órganos reguladores españoles y europeos sigan el camino de la SEC y aprueben estos productos financieros, y en ese momento habrá que decidir. Tanto una como otra opción tiene sus ventajas y desventajas.

Quienes compran directamente Bitcoin tienen un mayor control de su inversión. Son ellos los que deciden cuándo es el mejor momento para comprar y para vender, ya que sólo seguirán su propio criterio basado en los análisis del mercado que hayan hecho y las sensaciones que les transmita la información recogida. Con los ETF el poder de decisión es mucho más reducido, ya que los inversores no eligen cuándo se adquieren o se traspasan los activos, sino que es la sociedad gestora la que toma dicha determinación cuando lo cree conveniente.

A cambio, eso sí, los ETF de Bitcoin al contado serán más accesibles y sencillos para personas que no tengan conocimientos avanzados en el mercado de las criptomonedas. Ya que será la sociedad gestora la que se encargue de analizar el criptoactivo y todos los factores que puedan afectarle, sin que los inversores tengan que preocuparse más que por el valor global del fondo.

Los ETF de Bitcoin al contado también son más seguros en lo que se refiere a la salvaguarda de las criptomonedas adquiridas. Los inversores que compran directamente esta criptodivisa, o cualquier otra, deben buscar una cartera bien protegida, denominada wallet, para evitar que ciberdelincuentes puedan vulnerarlas y sustraer los activos. Estas wallets, además, suelen suponer un coste adicional para el usuario. Con los ETF, en cambio, es la sociedad gestora la que se encarga de tomar y pagar todas las medidas necesarias para proteger los criptoactivos.

En lo que se refiere a las comisiones, es probable que las de los ETF sean más elevadas que las que se cobran por la compraventa directa de los Bitcoin.

Así pues, cuando estén disponibles, los ETF de Bitcoin al contado serán más sencillos de manejar para inversores que no tengan conocimientos avanzados o mucha experiencia en el mercado de las criptomonedas, mientras que la compra directa de este activo podrá ser más beneficiosa para los expertos, puesto que les permite mantener pleno control de su inversión en todo momento.

Eso sí, hay que tener en cuenta que el Bitcoin es un activo bastante voluble que experimenta importantes cambios de valor en muy poco tiempo, por lo que en cualquiera de los dos casos invertir en esta criptomoneda es muy arriesgado.

Precio del Bitcoin en euros hoy

div class=»tradingview-widget-container»>

ETF de futuros del Bitcoin: una alternativa

Los ETF de Bitcoin al contado todavía no están disponibles en España, como ya hemos comentado, pero los inversores españoles sí pueden invertir desde hace algún tiempo en otros fondos de inversión cotizados relacionados con la criptomoneda: los ETF de futuros de Bitcoin.

Para entender en qué consisten estos ETF, primero hay que explicar qué son los futuros. Se trata de contratos de compraventa en el que dos partes, el vendedor y el comprador, acuerdan el traspaso de una cantidad de un producto, en este caso de Bitcoins, en una fecha determinada del futuro a un precio fijo. De esa forma, cuando llegue el día pactado, la operación se tendrá que llevar a cabo por la cifra reflejada en el documento, sin importar el valor real que tenga en ese momento el activo en cuestión.

Este funcionamiento de los futuros los convierte en interesantes activos para especular, puesto que si el valor del producto de la compraventa sube por encima del precio fijado en el contrato, el que posea el documento ganará mucho dinero. Así pues, los futuros se compran y se venden en función de las fluctuaciones que tenga el bien de referencia, en este caso el Bitcoin.

Los futuros, como cualquier producto derivado, son bastante arriesgados, porque en estos contratos se incluyen cantidades importantes del activo en cuestión, por lo que hasta las variaciones de precio más ligeras pueden suponer cambios enormes en el valor del futuro.

Así pues, los ETF de futuros de Bitcoin lo que hacen es invertir en estos productos derivados de la criptomoneda, y no en la moneda en sí, como hacen los ETF de Bitcoin al contado.

Los ETF de futuros de Bitcoin, por las características de este producto derivado, tienen muchos más riesgos que los de Bitcoin al contado, puesto que a los propios peligros de las criptomonedas (volatilidad, imprevisibilidad, falta de transparencia) se suman los ya comentados de los propios futuros.

El precio del Bitcoin retoma el vuelo

La noticia de la aprobación del ETF de Bitcoin al contado llega en un muy buen momento de la criptomoneda, que durante 2023 recuperó una parte importante del valor que perdió en el batacazo de 2022. Hay que recordar que esta criptodivisa alcanzó en noviembre de 2021 su precio máximo histórico hasta la fecha, de casi 60.000 euros por unidad, tras un periodo alcista que se prolongó casi dos años y que partió de un valor de unos 6.500 euros a principios de 2020. Es decir, en unos 22 meses multiplicó por diez su precio.

Pero a finales de 2021 el furor se acabó de forma abrupta y el precio del Bitcoin comenzó a bajar aceleradamente para caer hasta los 15.800 euros un año después, en noviembre de 2022. A partir de ahí, en especial con la llegada de 2023, la criptomoneda inició una lenta pero constante escalada que se mantuvo a lo largo de todo el pasado año y que cogió especial impulso a partir del mes de septiembre.

Así, en 2023 el valor del Bitcoin pasó de los 24.000 a los 40.000 euros, cifra esta última con la que empezó 2024. Ese acelerón, en especial el de los últimos meses del pasado año, se debió a diversos factores, entre ellos la posibilidad de que se aprobase el ETF de Bitcoin al contado, tal y como ha acabado sucediendo. Esos factores seguirán actuando a lo largo de 2024 (en el caso de los ETF, por ejemplo, se espera que la SEC apruebe nuevos fondos de inversión cotizados de Bitcoin al contado de otras sociedades gestoras), lo que ha llevado a los analistas a hacer previsiones bastante optimistas respecto a la evolución del precio de la criptomoneda.

De esta forma, muchos expertos esperan que el valor del Bitcoin, tras retomar el vuelo en 2023, se mantenga al alza en los próximos meses, aunque existen importantes diferencias de parecer sobre cuál será su crecimiento, ya que unos vaticinan que se estabilizará con pequeñas subidas mientras que otros consideran que volverá a experimentar importantes picos.

A pesar de todo este optimismo, siempre hay que tener en cuenta lo susceptibles que son las criptomonedas, incluido el Bitcoin, a los sentimientos del mercado. Las previsiones de los analistas se basan en informaciones confirmadas o hechos que probablemente se produzcan, pero no tienen en cuenta sucesos imprevisibles que puedan afectar a los criptoactivos. De darse alguno de estos últimos que sea percibido como negativo por los inversores, podría cundir el pesimismo y hacer que el valor de la criptodivisa se hunda.

De esta forma, aunque las previsiones sean optimistas, las personas interesadas en invertir en Bitcoin nunca pueden olvidar que se trata de un activo muy volátil que puede hundirse con cierta facilidad, lo que lo convierte en un producto de un riesgo elevadísimo con el que muchas personas pierden dinero. Por eso, antes de operar con criptomonedas, es muy importante que los interesados se informen adecuadamente sobre su funcionamiento y peligros, y sólo inviertan en ellas si están dispuestos a asumir todos los riesgo que ello conlleva.