Repsol, Iberia y Arcelor defienden el biogás o la captura de CO2 en un plan común para descarbonizar la industria en 2050

  • Junto al gigante de la construcción Holcim, presentan la iniciativa All4Zero para incentivar y apoyar la investigación en tecnologías renovables.
Imaz (Repsol): las empresas deben combinar sus objetivos con "preservar la comunidad"
Imaz (Repsol): las empresas deben combinar sus objetivos con "preservar la comunidad"
20M EP
Imaz (Repsol): las empresas deben combinar sus objetivos con "preservar la comunidad"

Repsol, Iberia, Arcelor Mittal y Holcim han decidido unir sus instalaciones, medios materiales y recursos financieros para incentivar la investigación en nuevas tecnologías que permitan que la industria alcance el objetivo de cero emisiones netas de CO2 para el año 2050. La iniciativa tiene el nombre All4Zero y la han presentado este miércoles en Madrid los directivos de estas cuatro empresas líderes en los sectores de los combustibles, el transporte, el acero y la construcción, que han apostado por no limitarse a una sola tecnología renovable y explorar todas las opciones posibles. No solo el hidrógeno, que a ojos del Gobierno parece el mejor posicionado para suplir los combustibles fósiles en la industria, ya que estas compañías apuestan también por soluciones incipientes para el Gobierno como el biogás y otras consideradas temporales como la captura de CO2 que previamente esta emite a la atmósfera.

Los CEO de Holcim España, Carmen Díaz Canabal; de Iberia, Fernando Candela; de Repsol, Josu Jon Imaz, y el director general mundial de los Centros de I+D de ArcelorMittal, Nicolás de Abajo, han presentado una iniciativa con la que estas compañías pondrán a disposición de universidades, centros de investigación, pymes o start ups sus instalaciones y recursos industriales, su experiencia y su red de contactos para que puedan desarrollar proyectos que conduzcan a tecnologías que permitan la descarbonización de la industria, uno de los puntos clave para alcanzar la neutralidad en 2050 y un sector para el que no es tan adecuada la simple aplicación de energías renovables como la fotovoltaica y o la eólica que ya despegan en otros ámbitos.

También incentivarán la economía circular, para promocionar la reutilización de materiales, en una iniciativa en la que también participan en calidad de asociados y colaboradores la patronal de las empresas gasistas, Enagás; la empresa pública de construcción naval Navantia, Tecnalia e IMDEA Energía.

El objetivo final es alcanzar una reducción total de emisiones netas de CO2 en 2050 y para ello estas cuatro empresas se comprometen a colaborar entre ellas, explotando la  incentivando las investigaciones sobre tecnologías con las que sea posible llegar a esta meta.

Esta implicación en favor del desarrollo tecnológico en favor de la descarbonización de la industria supone que a través de All4Zero Iberia Repsol, ArcelorMittal y Holcim trabajará bajo el concepto de "innovación abierta" y prestarán sus instalaciones, compartirán su experiencia, atraerán capital y talento y acortarán la fase entre que se idea una tecnología, se escala y se saca al mercado. Todo, para hacer más llevadero el denominado "Valle de la Muerte", como se conoce a la fase en la investigación que media entre la validación de un prototipo y el momento en que se convierte en una realidad.

Como punto de partida, estas cuatro compañías comparten las ideas del importante papel que sus respectivos sectores -transporte, petróleo, construcción y acero- tienen en la descarbonización. Para dimensionarlo el impacto de la industria, y de la construcción en concreto, la directiva de Holcim ha llamado la atención sobre que "cada 40 años se construye el equivalente de la ciudad de Nueva York".

Sostenible pero no de cualquier manera

Los directivos de estas cuatro compañías también han subrayado la importancia que la industria tiene en la sociedad, que genera oportunidades laborales, con sueldos y condicione laborales por encima de la media. Al mismo tiempo, han dejado claro el convencimiento de que la industria "necesita ser sostenible", aunque "no sostenible de cualquier manera", ha advertido Imaz, que ha alertado también de que si solo la industria española o europea recorre el camino de la sostenibilidad, pero no lo hacen otras del mundo como China, los precios se encarecerán aquí y las industrias tendrán la tentación de deslocalizarse hasta allí.

Este riesgo, unido a la incertidumbre que han manifestado los cuatro directivos sobre cuál será la tecnología que, efectivamente, logre sustituir las energías fósiles que hoy hacen funcionar a la industria es lo que lleva a Repsol, Iberia, Holcim y Arcelor Mittal a apoyar la investigación en tecnologías que fomenta el Gobierno claramente, como el hidrógeno renovable, pero también otras que suponen no abandonar del todo los combustibles fósiles que el Ejecutivo considera temporales, como la captura de CO2, o por las que hace un apuesta que el sector considera insuficiente, como los biocombustibles.

Por el contrario, All4Zero incentivará la investigación en los ámbitos tecnológicos del hidrógeno y combustibles renovables o el reciclaje de materiales y la fabricación de productos sostenibles y también en el del biogás y biogás natural licuado o la cadena de valor del CO2, que en lugar de eliminar del todo sus emisiones supone capturarlo de la atmósfera por medio de tecnologías que vuelven a "secuestrarlo" de forma similar a como estaba antes de quemarse en forma de combustible fósil. De momento, el procedimiento más frecuente es plantar árboles, aunque los ecologistas advierten de que no es suficiente para paliar el daño que estas emisiones de CO2 hacen a la atmósfera.

"Tenemos un reto importante", ha afirmado el CEO de Repsol, que ha advertido de que el desafío es "tecnológico", no "ideológico", de modo que hay que contemplar todas las tecnologías que sirvan para descarbonizar la industria.

"Ahora mismo, lo único que sabemos es que no sabemos cuáles van a ser, pero sí que no hay una bala de plata que nos permita solucionarlo todo, que ninguna tecnología se postule como la única capaz de solucionar" el cambio energético que debe dar también la industria, ha añadido el CEO de Arcelor, que también ha apuntado la oportunidad que en este ámbito tendrá "el avance de la inteligencia artificial". "Es otro movimiento tecnológico que nos va a permitir poder crear estas tecnologías para afrontar el reto de la descarbonización", ha afirmado De Abajo.

Por lo que respecta al transporte -no solo de pasajeros, también de mercancías-, el CEO de Iberia ha planteado la misma incógnita de cuál será la tecnología más adecuada para llegar al objetivo de cero emisiones de CO2 en 2050. "No sabemos si los primeros motores serán de hidrógeno, eléctricos o de combustible de residuos orgánicos".

Clara Pinar
Redactora '20minutos'

Actualmente cubro la información relacionada con energía, transición ecológica y transportes. Antes, también en 20 Minutos, me encargué de la cobertura sobre la crisis sanitaria por Covid y, previamente, de la información relacionada con Presidencia del Gobierno. Antes trabajé en la revista Tiempo y, en Bruselas, en las agencias Europa Press y Notimex y fui colaboradora de el periódico Levante-EMV, entre otros medios. Soy licenciada en Ciencias de la Información y postgrado en Información Internacional y Países del Sur por la Universidad Complutense. En 2021 terminé un Máster sobre Museología y Gestión de Museos de la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento