Las cuarentenas por contacto estrecho decaerán el sábado aunque Sanidad pide "extremar precauciones" en esos casos

Dos jóvenes confinados leen en el balcón de casa.
A partir del 5 de marzo no será obligatorio estar 10 días en casa por ser contacto de un positivo por Covid.
Jorge París
Dos jóvenes confinados leen en el balcón de casa.

La obligación de permanecer en casa durante 10 días por haber sido contacto estrecho con un positivo por Covid decaerá el sábado que viene, 5 de marzo. Así lo ha acordado este martes la Comisión de Salud Pública que, como se esperaba, ha dado luz verde al final de las cuarentenas que, tras haberse eliminado hace meses para los vacunados, tenían su efecto más práctico en los colegios, ya que con cinco contagios en clase el resto de alumnos eran hasta ahora enviados a casa.

Esto ya no ocurrirá a partir del sábado, cuando decaerán las cuarentenas, que se eliminarán para los contactos estrechos "independientemente de su situación vacunal", ha informado el Ministerio de Sanidad.

Aunque ya no será obligatorio permanecer 10 días en casa, la Comisión de Salud Pública pide que las personas que sea contacto estrecho de algún positivo por Covid  "extremen las medidas preventivas" sobre todo para proteger "a las personas más vulnerables".

"La Comisión de Salud Pública recomienda que durante los 10 días posteriores a la última exposición, los contactos estrechos de casos confirmados extremen las precauciones y reduzcan todo lo posible las interacciones sociales utilizando de forma constante la mascarilla y manteniendo una adecuada higiene de manos. Especialmente se debe evitar el contacto con personas vulnerables", han indicado los directores generales de Salud Pública del Ministerio y las comunidades.

Sin cuarentena para vacunados

Con esta decisión se eliminan totalmente las cuarentenas, que habían empezado a caer a finales del año pasado. En noviembre, cuando ya había hecho aparición la variante ómicron, primero se decidió que no tendrían que observarla las personas con pauta completa y que hubieran sido contacto estrecho de alguna persona contagiada, pero solo con las variantes delta, alfa o gamma del virus. Se trataba así de ser más precavido con respecto a los contagios por omicron y por beta, una variante que apenas se extendió por España y el resto del mundo pero cuyo origen era también Sudáfrica.

Semanas después, ante la evidencia de que era imposible secuenciar todos los casos para saber con qué variante se contagiaba cada persona, la decisión se extendió a todas ellas y las cuarentenas se eliminaron para toda la población vacunada.

Cierre de aulas

En la actualidad, asciende al 91,1% de los mayores de 12 años, de modo que solo un 8,9% quedaba fuera de esa decisión y ahora tampoco tendrán que guardar cuarentena. No obstante, el grueso de quienes quedaban fuera eran los menores en edad escolar, puesto que la gestión de la Covid en los colegios tiene un protocolo específico que hasta ahora decía que con cinco o más contagios en clase, el aula se clausuraba y todos los alumnos eran enviados a casa, con el consiguiente trastorno para padres y madres. 

En este sentido, Cataluña se desmarcó del resto y la semana pasada ya decretó el fin de las cuarentenas en los colegios mientras que la Comunitat Valenciana modificó su protocolo, de manera que cinco contagios no supusieran cerrar automáticamente el aula, sino estudiar caso por caso.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento