Después de cuatro jornadas de incertidumbre y de intenso trabajo en las que la búsqueda de Blanca Fernández Ochoa ha mantenido en vilo a la sociedad española, finalmente se han cumplido los peores augurios. El cuerpo sin vida de la medallista olímpica, que permanecía en paradero desconocido desde hace doce días, ha sido localizado en el Pico de la Peñota, en la sierra de Guadarrama, en avanzado estado de descomposición.

Con el hallazgo, se materializaba el peor de los escenarios posibles. Detectado poco después de mediodía por un sargento de la Guardia Civil fuera de servicio que paseaba con su perra, el cadáver ha sido recuperado y trasladado al Instituto Anatómico Forense de Madrid. Allí se le practicará la autopsia, que permitirá determinar las causas de la muerte y esclarecer las muchas incógnitas sobre las circunstancias del fallecimiento.

De acuerdo con los primeros indicios recabados, los investigadores descartan que la esquiadora muriera por un accidente en la montaña y creen que podría llevar fallecida más de una semana, a tenor del avanzado estado de descomposición en el que se encontraba el cuerpo.

¿Dónde han encontrado el cuerpo?

El cadáver ha sido localizado en las proximidades de la ladera norte del Pico de la Peñota, en el borde de la zona donde los cuerpos de seguridad buscaban a la esquiadora. Con 1.945 metros de altitud y situada en el límite entre la Comunidad de Madrid y la provincia de Segovia, entre los municipios de Los Molinos y San Rafael, es una de las montañas más importantes de la sierra de Guadarrama.

Esta cumbre, compuesta por tres pequeñas cimas graníticas y situada a dos horas a pie del aparcamiento donde Blanca dejó su coche, cuenta con una gran cantidad de piedras que entorpecen su subida y es proclive a la desorientación. De hecho, la ascensión a esta cima no constituye una ruta de senderismo habitual, sino que es frecuentada por amantes del 'trekking'.

El coche de la deportista fue hallado el pasado 25 de agosto en el aparcamiento de Las Dehesas, a 8 kilómetros del Pico de la Peñota, al que se puede llegar por varias rutas. El cadáver se encontraba en la ladera norte de la montaña, a la que se accede desde el Valle del río Moros y tiene unos 1.000 metros de desnivel.

Momento y causas de la muerte

Los primeros indicios recabados por los investigadores apuntan a que la medallista olímpica llevaba fallecida más de una semana, pues presentaba claros síntomas de descomposición. De hecho, los especialista creen que murió el 24 de agosto, después de comprar comida en un supermercado.

En cualquier caso, será el informe de la autopsia el que determine el momento y la causa de la muerte de la esquiadora, si bien todos los indicios encontrados se alejan de la hipótesis de la muerte accidental. El cadáver, que se encontraba en un avanzado estado de descomposición, no tenía golpes de suficiente entidad como para haber provocado un fallecimiento.

El cuerpo fue hallado en una posición natural, llevaba las llaves del coche, parte del queso que había comprado el día de su desaparición en un supermercado de Pozuelo de Alarcón y los medicamentos que la deportista tomaba. La autopsia determinará si influyeron en el fallecimiento. Cerca había también una botella de vino, si bien las fuentes no han precisado que la llevara con ella.

¿Quién ha encontrado el cadáver?

El cadáver ha sido hallado por el sargento de la Guardia Civil Francisco Borreguero cuando se encontraba fuera de servicio paseando por el Pico de la Peñota con su perra, Xena, un pastor alemán de tres años. Miembro del Servicio Cinológico del instituto armado, con base en El Pardo y al que también pertenece el animal, había comenzado la ruta desde el municipio de Los Molinos, acompañado por un amigo.

Sobre las 12.30 horas, el guardia civil, avisado por su perra, halló el cuerpo sin vida de una mujer de mediana edad. En ese momento, lo comunicó a los responsables del dispositivo, que se desplazaron rápidamente al lugar.

¿Por qué no se había peinado esa zona?

La zona de la Peñota iba a ser rastreada la tarde de este miércoles, después de que un vecino informara a los responsables de la búsqueda de que se había encontrado con Blanca a finales de agosto y que esta le había transmitido su intención de subir a caminar por esa zona.

A este hombre, de unos 40 años, la deportista le aseguró que se dirigía a esa montaña, aunque no llevaba mochila. Al despedirse de él para supuestamente iniciar la ruta, le dio un beso a la estatua de su hermano Francisco, que estaba cerca, y se santiguó.

El primer día de búsqueda, el pasado domingo, pudo haberse encontrado el cuerpo, ya que el dispositivo de búsqueda pasó a unos 200 metros del lugar donde se ha localizado. El cuerpo estaba en una zona de peñas, pero accesible, sin especial dificultad técnica, cerca de un mirador. 

¿Cuál es el procedimiento tras el hallazgo?

Tras la localización del cuerpo, agentes de la Homicidios y Desaparecidos y la Policía Científica se han desplazado a la zona para realizar una inspección ocular del lugar. Poco después, ha acudido el titular del Juzgado de Instrucción Número 5 de Collado Villalba, Ricardo Ruiz Saenz, que se encontraba de guardia, para hacerse cargo del caso y ha completado el levantamiento del cadáver.

Los servicios de rescate han recuperado el cuerpo en helicóptero para trasladarlo al Instituto Anatómico Forense de Madrid, donde se le ha practicado la autopsia, que confirmará la identidad y ayudará a esclarecer las causas de la muerte.

La delegada del Gobierno en Madrid, Paz García Vera, y el consejero de Interior, Enrique López, también se han trasladado a la zona y han hecho un llamamiento a la "prudencia" hasta que se confirme oficialmente la muerte de la medallista olímpica.

¿Cómo ha reaccionado la familia?

El cuñado de Blanca y portavoz de la familia, Adrián Federighi, ha asegurado que ellos no tienen confirmación de que el cadáver hallado sea el de la medallista olímpica y ha negado que ningún pariente haya identificado el cuerpo, aunque ha reconocido que "aparentemente será ella".

Federighi, ha explicado que hasta que no se lleve a cabo el análisis forense no será posible confirmar la identidad del cuerpo, por lo que, de momento, la familia conserva "la última esperanza de que sea otro el desenlace". Asimismo, ha señalado que los hermanos y la familia "están muy mal" y esperan que no se trate de Blanca, aunque ha sostenido que, si lo es, "está en la montaña que amaba".