Iglesias no dimite tras el 26-M: "No estamos para nada contentos, pero no nos rendimos"

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.
El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias.
EFE
Unidas Podemos sufrió anoche el mayor batacazo de su historia. Estas elecciones no solo le han supuesto una pérdida en el terreno municipal, autonómico y europeo sino que, además, abaratan el precio de su negociación con Sánchez y le alejan un poco más de su pretensión de formar parte de su gobierno."Sin paños calientes, los resultados electorales son malos", ha dejado claro Pablo Iglesias, en una comparecencia, que ha señalado que ahora toca hacer autocrítica y ha anunciado que en las próximas semanas se convocará un Consejo Ciudadano Estatal para analizar la coyuntura.

El secretario general de Podemos, Pablo Iglesias, ha descartado dimitir por la debacle electoral de Unidas Podemos en las elecciones municipales, autonómicas y europeas este 26M, y ha insistido en negociar con el socialista Pedro Sánchez un gobierno de coalición desde una "posición modesta".

En una rueda de prensa en la sede del partido, Iglesias ha dicho que su cargo está a disposición de los inscritos "siempre" pero ha descartado marcharse porque, ha dicho, ahora le toca "asumir la responsabilidad" y negociar para que los votos a su coalición ayuden a que España tenga un gobierno progresista.

Pablo Iglesias ha insistido en que su formación entre en un Gobierno de coalición con Pedro Sánchez e incluso crear un bloque de gobernabilidad en todos los niveles, comunidades autónomas y ayuntamientos, pese a reconocer los malos resultados obtenidos en las elecciones europeas, locales y autonómicas de este domingo 26-M.

Iglesias ha admitido que los resultados electorales han sido "malos" y que suponen "un retroceso" con respecto a las generales de hace un mes. Así, ha apuntado no están contentos y que toca hacer autocrítica, pero a la vez ha matizado que continúan teniendo un "enorme peso estratégico" para construir gobiernos del bloque progresista tanto a nivel estatal, autonómico y local.

"Somos conscientes de la fuerza que tenemos, y a la hora de negociar el Gobierno no vamos a poder pedir muchos elementos que nos gustaría", ha respondido el líder de Podemos cuando los periodistas le han preguntado si el resultado electoral de este domingo le debilita a la hora de encarar la negociación de investidura con el presidente del Gobierno en funciones.

Iglesias ha admitido este lunes que su coalición obtuvo el 26M unos malos resultados en unas elecciones en las que se demostró, en su opinión, que "la división no suma" sino que resta, algo de lo que él debe tomar nota pero también sus "aliados".

Unidas Podemos ha perdido todas las ciudades del cambio a excepción de Cádiz y no han logrado fuerza para ser decisivos en la formación de gobierno en la mayoría de las comunidades autónomas.

Vea aquí su comparecencia completa:

Mostrar comentarios

Códigos Descuento