Sánchez y Rivera
Sánchez y Rivera, hoy en la sesión de control. EFE

Pedro Sánchez  sigue siendo el líder mejor valorado del electorado. Más allá de desgastes y polémicas, el presidente del Gobierno mantiene una buena estima entre los votantes, según los resultados de la encuesta de Metroscopia para el grupo Henneo. El líder del Ejecutivo consigue el respaldo del 44% (un punto por encima con respecto a hace dos meses).

El socialista se erige como la cabeza visible en el centro izquierda, mientras que el campo ideológico del centro derecha aparece capitaneado por un Albert Rivera, que pierde dos puntos respecto a julio, pero mantiene un 41% de aprobación.

Con todo, el líder de Ciudadanos mantiene con claridad el liderazgo dentro del electorado de centro derecha, ampliando su diferencia respecto a Casado (21% de aprobación) desde los 16 puntos de julio a los veinte de ahora. Entre los votantes populares, Rivera incrementa su ventaja en relación a Casado: le aprueba en septiembre el el 79% frente al 62% de Casado, quien desciende siete puntos entre los suyos. 

Sánchez mantiene el mismo porcentaje de aprobación (76%) entre los votantes socialistas y pierde tan solo un punto, del 66% al 65%, entre los de Unidos Podemos. Pablo Iglesias, por su parte, sigue teniendo una valoración discreta: un 29%.

Con estos resultados, y como ya pasó en el mes de julio, Sánchez y Rivera se consolidan como los líderes "naturales" del centro izquierda (Sánchez) y del centro derecha (Rivera). Los datos confirman que ambos líderes están, por el momento, bien fijados en cada uno de los dos grandes campos político-ideológicos.

El gran perjudicado es Pablo Casado, que sufre un notable retroceso como líder del PP: desciende seis puntos en relación a julio y lo que es aún más significativo, siete puntos dentro de su electorado.