Las colchonetas que arrasan
Piñas y sandías, entre los modelos que triunfan esta temporada. ARCHIVO

Parece que el verano ya no es tal sin una proliferación de flotadores navegando por internet. Ya el año pasado nos dimos cuenta de que las colchonetas habían dejado de ser un trozo de plástico insulso para convertirse en las grandes protagonistas de Instagram. Fue un básico al que no pudieron resistirse influencers y famosas. Rihanna, Paula Echevarría, Dulceida, Chiara Ferragni, Alessandra Ambrosio, Kendall Jenner... se hicieron con una.

Pero, ojo, no valía una colchoneta cualquiera: tenían que ser flamencos caribeños. Bien lo saben aquellos que tengan cuenta en la red social y vieron cómo esas aves rosas inundaron los feeds estivales hasta la extenuación. ¿Existe algo mejor que surcar el mar sobre un esbelto flamenco?

Entre las colchonetas más vendidas se encontraban cisnes (este año tienen tirón los dorados), unicornios (repiten) y piñas ya que los millennials trataban de recrear las imágenes que los blogueros y celebs subían a sus cuentas personales.

Ahora, a esas opciones sumamos pretzel, patatas fritas o porciones de pizza con su mozzarella derretida. Más de uno, ya ha subido fotos juntando los trozos hasta crear una pizza completa en la que echarse la siesta. La sandía le toma la delantera a la piña y se convierte en un excelente accesorio para hacerse fotos solo, con un amigo o incluso dos. Los modelos son de media sandía o una rodaja.

Los millennials tienen un problema importante con los aguacates y alguien va a tener que ponerle remedio. ¿Cómo se le puede pedir matrimonio a una persona y que te tome en serio si introduces el anillo dentro de esa fruta pringosa? Las empresas hacen negocio con esta filia: desde restaurantes hasta el sector de la moda. Raro es el local que no incluya en su carta este ingrediente, productos para decorar una casa en los que cobra protagonismo el aguacate o pijamas con prints. Así que habemus colchoneta con un hueco perfecto en el lugar donde se ubica el hueso de la fruta.

El tirón de las colchonetas ya seduce a los diseñadores de alta gama como Missoni que ha creado una pieza en forma de mariposa que seguramente veremos en el Instagram de todas las celebrities durante los próximos meses. Nos aventuramos a decir que posiblemente sea la primera colchoneta premium del mundo y cuyos patrones han sido serigrafiados a mano.

Se han creado dos modelos con los colores distintivos de la firma italiana, es reversible y está hecha de tal forma que cuando una persona se tumba las alas queden a los lados, y parece que (él o ella) es una mariposa.

Para aquellos que pasaron su niñez soñando con desarrollar una aleta para vivir bajo el mar, ya pueden cumplir ese sueño de canalizar su sirena interior. Encontramos flotadores de colas de sirenas en diferentes colores, por lo que hay un estilo para todos.

Resulta un tanto irónico ver cactus rodeados de agua y llenos de aire, pero es otro de los diseños que da el salto a la piscina. Más allá de las figuras impresas, la forma del cactus comenzó a despuntar en 2017 en el interiorismo a través de objetos de decoración e iluminación.

Y junto con la ampliación de la temática aumentan las dimensiones de la colchoneta que pasan a ser XXL y en las que entra una familia numerosa al completo. Muy monas, pero poco prácticas para meterlas en la maleta que nos llevemos de viaje porque ocupan bastante. Además, para inflarlas hace falta un compresor o dejarse la vida en el intento de hacerlo a pulmón.