El Movimiento Feminista reclama ante Consumo el cierre de las webs pornográficas: "El porno enseña a violar"

Varias mujeres con pancartas durante una manifestación ante el Ministerio de Consumo para exigir el cierre de las páginas de pornografía, en Madrid (España), a 3 de marzo de 2021.
Varias mujeres con pancartas durante una manifestación ante el Ministerio de Consumo para exigir el cierre de las páginas de pornografía, en Madrid (España), a 3 de marzo de 2021.
Europa Press

El Movimiento Feminista de Madrid, que engloba a unas 350 organizaciones, ha reclamado este miércoles ante el Ministerio de Sanidad y Consumo el cierre de las webs de pornografía, al considerar que se trata de una industria que incita a la violencia sexual. "El porno enseña a violar", denuncian.

Una veintena de mujeres, en representación de la entidad, se han congregado -con mascarilla y distancia de seguridad- ante la sede de Consumo donde han coreado consignas como "la violación no es ficción" o "la pornografía es la teoría, la violencia es la práctica".

Tras su acción, algunas de ellas han entregado una carta dirigida al ministro del ramo, Alberto Garzón, en la que detallan su petición. En la misiva, recogida por Europa Press, denuncian que a través de la pornografía "cualquiera desde su infancia puede instruirse en la cultura de la violación" que, a su juicio, "promueve esta industria" que introduce "en el imaginario colectivo" que las mujeres son "objetos sexuales sobre los que cabe realizar todo tipo de vejaciones" y en el que los hombres "son representados como sujetos titulares del derecho a violentarlas".

Control de acceso a menores

Del mismo modo, denuncian la "capacidad" de la pornografía para "naturalizar la jerarquía sexual que ha sometido históricamente a las mujeres" y recuerda que este sector "utiliza a mujeres reales" que "son penetradas, escupidas o agredidas" y que, además, "parecen mostrar una absoluta complacencia frente a la violencia que reciben de los hombres". A su juicio, el contenido del porno es "una violación a la dignidad humana".

Dentro de su reclamación destacan las consecuencias que este contenido puede tener en la infancia y la adolescencia, unos colectivos cuya exposición a este tipo de imágenes es cada vez más temprana.

"Impedir el acceso a esos contenidos a través de un mecanismo de bloqueo es indispensable para evitar que los menores se eduquen en un modelo de relación afectivo-sexual basado en la violencia, la falta de consentimiento mutuo y para proteger su propia integridad física y moral en un momento crucial de desarrollo", recogen en la carta.

Además del cierre de webs con este contenido, el Movimiento Feminista de Madrid quiere que Garzón suprima, además, la publicidad de estas webs.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento