El Gobierno amplía hasta septiembre la moratoria hipotecaria y la prohibición de cortar la luz, el agua y el gas

  • El Consejo de Ministros extiende también la posibilidad de solicitar una prórroga de seis meses del contrato de alquiler.
  • Se mantiene suspendido el pago de los créditos al consumo para los afectados por la crisis del coronavirus.
archdc. Madrid, 28 de abril de 2020. Rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros para informar de la aprobacion de ingreso minimo vital. Pablo Iglesias, Maria Jesus Montero y Jose Luis Escriva. Foto: © IGNACIO GIL.
Pablo Iglesias, María Jesús Montero y José Luis Escrivá, en Moncloa.
IGNACIO GIL
Pablo Iglesias, María Jesús Montero y José Luis Escrivá, en Moncloa. IGNACIO GIL

No se podrán cortar los suministros básicos al menos hasta el 30 de septiembre y, además, se podrá solicitar una moratoria en el pago de la hipoteca hasta el día 29 de septiembre. Así lo ha aprobado este martes el Consejo de Ministros, en un decreto que supone la ampliación de varias de las principales medidas sociales de emergencia aprobadas al inicio de la crisis del coronavirus. 

Estas dos medidas y algunas otras se aprobaron el pasado 31 de marzo y tenían un carácter temporal -varias dejaban de estar en vigor este mismo julio- que ahora el Gobierno extiende hasta pasado el verano. Según lo acordado este martes, la moratoria legal de la deuda hipotecaria se podrá solicitar (siempre que se cumplan los requisitos) hasta el 29 de septiembre y tendrá una duración máxima de tres meses. Fuentes del Ejecutivo indicaban este lunes que se podrá complementar con otra moratoria posterior de nueve meses ofrecida por la banca por la que solo se amortizan intereses, pero no capital.

En el caso de los suministros básicos (luz, agua y gas), la prohibición de hacer cortes a los afectados por una pérdida de ingresos por el coronavirus en su primera vivienda también se mantendrá durante todo el verano y, al menos, hasta el próximo 30 de septiembre. La posibilidad de acogerse al descuento en la factura de la electricidad que proporciona el llamado bono social, de hecho, también se extiende hasta esa fecha para quien haya visto mermados sus ingresos por el coronavirus.

Asimismo, se extenderá hasta el 30 de septiembre la posibilidad de solicitar una prórroga extraordinaria de los contratos de alquiler durante un periodo de seis meses en las mismas condiciones. Para ello, ni el inquilino ni el casero deben haber comunicado que se termina el contrato en el plazo de cuatro meses antes de la finalización. Si el casero es un gran tenedor de vivienda o una empresa pública se podrá pedir un aplazamiento o una condonación del pago del alquiler también hasta esa fecha.

De la misma forma, se extiende hasta septiembre la suspensión del pago de los créditos sin garantía hipotecaria, como pueden ser los créditos al consumo, para aquellos prestatarios que no puedan hacerles frente debido a una situación provocada por la pandemia. Durante el periodo de vigencia de la suspensión (tres meses) la entidad acreedora no podrá exigir el pago de la cuota, ni de ninguno de los conceptos que la integran.

"Un escudo social sin precedentes"

El vicepresidente segundo del Gobierno, Pablo Iglesias, presentó este martes la prórroga de un "escudo social" que, aseguró, no tiene "precedentes en la historia de este país". "Este Gobierno ha construido un escudo social seguramente mejorable, seguramente limitado", pero que "no se ha olvidado de lo que representaban los gastos de vivienda y de suministros para las familias que lo estaban pasando muy mal y que como consecuencia del Covid-19 lo han pasado mucho peor".

Iglesias, además, criticó los "discursos políticos" que culpabilizan a las familias con dificultades económicas de su situación por "no haberse esforzado lo suficiente". "Por desgracia tenemos que escuchar aún" ese tipo de argumentaciones políticas, criticó.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento