Reunión de Pedro Sánchez con las organizaciones ecologistas
Reunión del Presidente en funciones, Pedro Sánchez, y la ministra Teresa Ribera con las organizaciones ecologistas. EFE

Pedro Sánchez, presidente de Gobierno en funciones, se ha reunido esta mañana con portavoces de organizaciones de ecologistas y por la tarde irá a ver a Compromís, mientras el jueves se ha citado con los sindicatos y la patronal dentro de la ronda de contactos para elevar a Unidas Podemos una propuesta en aras de un acuerdo de investidura "a la portuguesa", programático y no de coalición.

Entre ambos días tendrá lugar el tradicional despacho anual que el Rey mantiene en verano con el presidente del Gobierno. La reunión está prevista para el miércoles, 7 de agosto, a las 13.00 horas.

Para empezar la semana, las organizaciones de ecologistas han aprovechado su reunión de este lunes con Pedro Sánchez para insistir en la necesidad de atajar ya la crisis climática con más ambición y contundencia, pero en ningún caso han opinado sobre fórmulas de gobierno entre el partido de Sánchez y otras formaciones.

Las asociaciones medioambientales convocadas han sido Greenpeace, SEO/BirdLife, WWF, Ecologistas en Acción y Amigos de la Tierra.

La urgencia en favor de una mayor ambición climática, así como el compromiso de abordar de una vez por todas el grave problema de la degradación de la biodiversidad son algunos de los ejes de las reivindicaciones de los ecologistas. A la salida de la reunión, la ministra de Transición Ecológica, Teresa Ribera, ha incidido en que las organizaciones reconocen avances en políticas ambientales, aunque "piden más intensidad en el ritmo" de transformación social frente a la crisis climática.

Tambien ha asegurado que el deseo del Gobierno y de todos los españoles es realizar una investidura cuanto antes y "no ir a unas nuevas elecciones", tal y como expresó este domingo el Rey, pero habrá que ver hasta que punto es "factible".

El director de Greenpeace en España, Mario Rodríguez, explicó antes de la reunión que veía la misma como "una nueva oportunidad" para exponer sus peticiones. Rodríguez reiteraba también "la independencia" de su organización por encima de todo, tras precisar "que no formará parte de ningún espacio común" de carácter político.

Además de la crisis climática, el tema de la degradación de la biodiversidad también preocupa mucho a los ecologistas porque lleva mucho tiempo "en segundo plano" en las agendas políticas.

El presidente del Gobierno en funciones, no ha hecho declaraciones tras la reunión con las ONG ecologistas, a la que llegó sin querer responder a la prensa sobre las declaraciones del Rey pidiendo encontrar una "solución" antes que la convocatoria de nuevas elecciones generales.

Esta tarde mismo, Sánchez tiene prevista una reunión con representantes de Compromìs en Valencia, según confirmaron fuentes socialistas. A la reunión también asistirá el presidente de la Comunidad Valenciana, Ximo Puig. Además, el equipo de Sánchez ha anunciado que el presidente en funciones viajará a Bilbao un día entre el 19 y el 22 de agosto para reunirse con los dirigentes del PNV.

Un programa "progresista"

El jueves 8 de agosto, el presidente del Gobierno en funciones elebrará un encuentro con los secretarios generales de CC OO, Unai Sordo, y UGT, Pepe Álvarez, y con los presidentes de CEOE, Antonio Garamendi, y Cepyme, Gerardo Cuerva.

Desde los sindicatos han insistido en la necesidad de centrar las negociaciones en un programa progresista que dé estabilidad a la legislatura y permita afrontar las reformas necesarias pero sin denostar ninguna formula de Gobierno conjunto. Tras el fracaso de la investidura, emplazaron a ambos partidos a retomar negociaciones en aras de evitar una repetición electoral.

Desde la patronal CEOE, Garamendi ha venido señalando a la posibilidad de que algún partido -en alusión al PP o Ciudadanos- pudiera abstenerse y facilitar un Gobierno moderado que dé estabilidad al país y ha advertido de que, si no se logran acuerdos, se tendrá que ir a nuevas elecciones.

En la tarde del jueves, el presidente se reunirá también con las asociaciones de autónomos ATA, UPTA y UATAE dentro de su ronda de encuentros con agentes sociales.

Las últimas reuniones que mantuvo Sánchez con los líderes de los grandes sindicatos y la patronal fueron antes de las elecciones, hace más de tres meses, mientras que no se han mantenido encuentros en los meses de negociaciones previos a la investidura.