Los niños salvajes

Los niños salvajes

Sinopsis

Álex, Gabi y Oki son unos jóvenes normales, a los que les gusta divertirse, ya sea leyendo cómics, escuchando música, saliendo con los amigos, estando de botellón o en el cine. ¿Su conducta hace que sean unos niños salvajes indisciplinados por cómo actúan en el día a día? Es cierto que los tiempos cambian y con ellos las tendencias, pero hay algo que todos compartimos en esa etapa de nuestra vida: la inseguridad adolescente en todo lo que nos rodea y la complicada relación con los padres.

La realizadora madrileña Patricia Ferreira, que cuenta con varios títulos destacables en su filmografía particular como "El alquimista impaciente" o "Para que no me olvides", compone una magnífica crónica de la adolescencia, de la angustia existencial que sienten en este momento crucial ante el paso definitivo ala pubertad, de los sueños incumplidos, de los fracasos y de las pequeñas proezas enfocadas en nuestros tres protagonistas Álex, Gabi Y Oki, que se estrellan constantemente contra la forma de ver las cosas que tienen sus padres al buscar su inestimable apoyo y comprensión. "Los niños salvajes" nos sumerge en la realidad cotidiana de tres chavales corrientes, su vida en el instituto, en casa y su relación de amistad, desde un trasfondo dramático y muy cercano a los problemas de la adolescencia, sin perder en ningún momento ni un ápice de autenticidad y frescura.

Marina Comas, que nos sorprendió como actriz revelación en "Pa Negre", vuelve a la gran pantalla para interpretar a Oki, una joven que, junto con dos amigos, como son Àlex Monner ([REC]³ Génesis, Héroes) y Albert Baró, que debuta en la gran pantalla, encarnan a Alex y Gabi, mostrándonos sus periplos del día a día así como los inevitables problemas, típicos de su edad, en los que se ven envueltos. Los tres adolescentes se ven arropados por la presencia de la barcelonesa Aina Clotet (53 días de invierno, El género femenino), de Ana Fernández, ganadora del Goya a la Mejor Actriz Revelación por "Solas" de Benito Zambrano en el 2000 y de Francesc Orellá (Smoking Room, Los ojos de Julia) y de Mercé Pons (Kilómetro cero, El corazón de la ciudad). "Los niños salvajes" fue presentada en el Festival de Málaga en el año 2012, donde ganó varios premios como mejor guión, mejor película y mejores actores de reparto (Monner y Clotet).