Sanidad y autonomías descartan priorizar la vacunación de los jóvenes pese a que los contagios se disparan

Varios jóvenes hacen cola en la puerta de la discoteca Panda el 25 de junio de 2021.
Varios jóvenes hacen cola en la puerta de la discoteca Panda el 25 de junio de 2021.
ELENA BUENAVISTA
Varios jóvenes hacen cola en la puerta de la discoteca Panda el 25 de junio de 2021.

La incidencia disparada del coronavirus entre los jóvenes y la aparición de brotes y macrobrotes vinculados al ocio por toda España han irrumpido este miércoles en la primera reunión ordinaria y presencial de la ministra de Sanidad, Carolina Darias, y los consejeros autonómicos desde que empezó la pandemia. A pesar de la preocupación general entre los responsables sanitarios, ni el Ministerio y ni las comunidades han visto necesario hacer cambios en la estrategia de vacunación para acelerarla entre los jóvenes o priorizarlos sobre otros grupos de edad. Por el contrario, las comunidades inciden en inmunizar a la población más mayor y más vulnerable a nuevas variantes como la delta. 

"Sería desvestir a un santo para vestir a otro", apuntaban al inicio de la jornada fuentes de un gobierno regional sobre la posibilidad de empezar a vacunar a veinteañeros con dosis que antes deben corresponder a población de más edad. Por la tarde, al término de la reunión, otro consejero señalaba que se abordaron los "pros y contras" de modificar la estrategia pero que finalmente no habrá cambios, más allá de intentar acelerar la vacunación en general y pedir "prudencia" y "responsabilidad" a los más jóvenes, como ha hecho la ministra de Sanidad, Carolina Darias, en una rueda de prensa al término del Consejo Interterritorial.

"Seguimos por las cohortes de edad porque es más fácil y también se pueden solapar si [las comunidades] lo consideran oportuno", ha dicho Darias, que ha insistido en que no tiene sentido establecer restricciones o medidas dirigidas hacia los jóvenes, a pesar del "cambio de tendencia" en la evolución de la pandemia que ha constatado en la última semana, con una incidencia que crece particularmente entre la población más joven, menor de 30, que todavía no está inmunizada.

"En lo que hemos quedado es en que sigan con esta estrategia de vacunación" que desde hace unas semanas permite solapar grupos de edad. "Nadie quiere dejar huecos, todas las comunidades quieren avanzar y algunas ya están intercalando" personas de distintas edades, ha añadido.

Incidencia disparada

La alerta por la IA disparada entre los jóvenes no solo es del Ministerio. "Preocupa mucho a todos los consejeros", ha admitido la responsable de Sanidad de Castilla y León, Verónica Casado, poco después de saberse que la incidencia acumulada (IA) ha vuelto a dar un salto este martes y se sitúa en 117 en general, 11 puntos más que el lunes. La tasa entre la población de 20 a 29 años sigue disparada a 293 casos por cada 100.000 habitantes y entre 19 y 12, a 287.

Como ha apuntado Darias y otros consejeros, estos datos "de momento" no se traducen en un aumento de ingresos hospitarlarios o en UCIS, pero dentro de la reunión algún consejero ha apuntado que un joven acaba de cumplir 18 años en cuidados intensivos después de regresar de viaje de estudios de Mallorca.

En esta situación, sin embargo, la postura general del Consejo Interterritorial es que no tiene sentido adelantar la vacunación de los jóvenes por delante de personas más mayores, sino la necesidad de vacunar cuanto antes. Lo que sí han hecho Andalucía y la Comunidad de Madrid han pedido a Darias que les aumente el número de dosis que reciben y Castilla y León también se ha sumado a esta reclamación. "Necesitamos que haya más vacunas de las que tenemos para julio, tenemos que seguir vacunando a los mayores de 60 en segunda dosis y seguir vacunando muy rápidamente para llegar al verano con una cobertura lo más grande posible", ha dicho Casado.

Solapar edades

Así las cosas, no habrá modificaciones en la vacunación con respecto a la población más joven, que hace unas semanas ya encontró un nicho para adelantar su vacunación en la posibilidad de solaparse con otras franjas de edad.

Es la baza que piensa jugar la Xunta de Galicia a partir de la semana que viene. Entonces empezará a vacunar a la población de 30 a 39 años pero simultáneamente se abrirá la cita para que los menores de esa edad también puedan pedir la vez para recibir su vacuna.

"Creo que hay que seguir el ritmo de vacunación por edad", ha declarado el consejero extremeño, José María Vergeles, que sí ha indicado que las agendas se abrirán cuando termine la vacunación entre 30 y 39 años y se abra la de 20 a 29. Entonces, ha dicho, "es posible que podamos simultanear algunas otras edades". Pero de momento, el solapamiento de los treintañeros sólo se va a hacer con las personas con discapacidad de 12 a 16 años y también con los estudiantes que el curso que vienen vayan a cursar estudios en el extranjero.

La consellera de Sanitat de la Comunitat Valenciana, Ana Barceló, ha mostrado su preocupación por el avance del coronavirus entre los más jóvenes y en lugar de priorizar su vacunación ha apostado por "acelerar" todo el proceso para que pueda tocarles cuanto antes.

La Comunidad de Madrid también es consciente de que los jóvenes concentran más contagios que otras franjas de edad porque, de hecho, es algo que ha venido ocurriendo durante toda la pandemia, aunque sin suponer mayor presión asistencial, algo que también se está viendo ahora.

"La realidad es que los jóvenes siempre han tenido una incidencia acumulada (IA) el doble de la medida, al menos en nuestra Región", ha dicho el consejero madrileño, Enrique Ruiz Escudero. Por eso, les ha reconocido "prioridad no solo para la vacunación sino en la prudencia y la responsabilidad".

Según ha dicho, la Comunidad de Madrid espera tener al 70% de la población diana vacunada "sobre 19 y el 20 de julio y con pauta completa el 9 de agosto", que no necesariamente abarcará, por ejemplo, a los veinteañeros. "A partir de ahí, entendemos que podrían entrar el resto de grupos de edad, aunque para los más pequeños, de 12 a 16, sería un poquito más adelante".

Adelantar la segunda dosis 

Aunque la situación entre los jóvenes preocupa, las comunidades mantienen sobre todo la atención en completar la inmunidad de población más mayor y más vulnerable al virus.

En ese sentido, comunidades como Madrid, Extremadura y Castilla y León se está acortando el intervalo de 12 a 10 semanas entre la primera y la segunda dosis de AstraZeneca para que la población de entre 60 y 69 años tenga la pauta completa cuanto antes.

"Los que están en la duodécima semana estamos para llegar a la onceava y la intención es seguir acortando estos tiempos" para evitar el "escape" de la efectividad ante las nuevas variantes, ha explicado el madrileño Ruiz Escudero. Por su parte, el extremeño Vergeles ha apuntado que "hay cierta preocupación por tener cuanto antes vacunadas con dosis completa a las personas de 60 a 69 años". Extremadura, ha dicho, va a recortar el intervalo entre dosis de AstraZeneca a 10 semanas, porque es como se hizo el ensayo clínico,

Redactora '20minutos'

Actualmente cubro la información relacionada con energía, transición ecológica y transportes. Antes, también en 20 Minutos, me encargué de la cobertura sobre la crisis sanitaria por Covid y, previamente, de la información relacionada con Presidencia del Gobierno. Antes trabajé en la revista Tiempo y, en Bruselas, en las agencias Europa Press y Notimex y fui colaboradora de el periódico Levante-EMV, entre otros medios. Soy licenciada en Ciencias de la Información y postgrado en Información Internacional y Países del Sur por la Universidad Complutense. En 2021 terminé un Máster sobre Museología y Gestión de Museos de la Universidad a Distancia de Madrid (UDIMA).

Mostrar comentarios

Códigos Descuento