Polémica por la presencia de la bandera arcoíris en edificios oficiales durante la semana del Orgullo LGTBI

Arriado de la bandera LGTBI en Cádiz.
Arriado de la bandera LGTBI en Cádiz.
EFE / Román Ríos

Las celebraciones del Orgullo LGTBI se están viendo muy limitadas este año a causa de la pandemia de COVID-19 que ha obligado a suspenderlas o trasladarlas a la esfera digital. No obstante, no es la única circunstancia que ha deslucido estos actos reivindicativos. Una sentencia del Tribunal Supremo determina que la colocación de banderas no oficiales en el exterior de los edificios públicos no es compatible ni con la Constitución ni con el marco legal vigente, lo que ha provocado que la enseña no ondee en las instituciones. 

No obstante, algunos organismos, como la Diputación de Valladolid o el Ayuntamiento de Cádiz y el de Alcalá de Henares, han decidido izar la bandera con resultados muy diferentes.

Retirada de la bandera en Cádiz

El Ayuntamiento de Cádiz, que había izado la bandera hace una semana en el cuarto mástil de la Casa Consistorial, se ha visto obligado a arriarla este lunes, tras la resolución del Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 1 de la ciudad que dispone su retirada, como medida cautelar y tras la denuncia presentada por la Asociación Española de Abogados Cristianos.

Tras arriarla, ha sido entregada a los colectivos sociales, que habían convocado una concentración ante el Ayuntamiento con motivo de la retirada de la enseña, que ha sido ondeada por la plaza San Juan de Dios, donde además lucían otras banderas LGTBI en diversos balcones.

En Valladolid, el Juzgado de lo Contencioso-Administrativo número 3 también ha obligado a la Diputación a retirar la bandera LGTBI, que ondeaba desde hace días en su fachada, tras admitir las medidas cautelares solicitadas por Abogados Cristianos. La institución ya había arriado la enseña la noche anterior, al finalizar el Día del Orgullo.

La Asociación también ha presentado una querella por prevaricación contra el presidente de la Diputación de Valladolid, Conrado Íscar, "por colgar en la fachada del edificio de la institución la bandera arcoíris en contra de lo que dictamina el Tribunal Supremo".

En Madrid, ni el edificio del Ayuntamiento ni el de la Comunidad harán ondear la bandera tras la sentencia del Tribunal Supremo, si bien el vicepresidente del Ejecutivo autonómico, Ignacio Aguado, sí ha colocado una bandera LGTBI en su Conserjería bajo el lema 'El Orgullo de ser libres'.

La del Ayuntamiento de Alcalá de Henares no se mueve

Por el contrario, el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 3 de Madrid, dirigido por José Yusty, ha denegado la solicitud de Abogados Cristianos de retirar la bandera del balcón del Ayuntamiento de Alcalá de Henares al incidir que este emblema no es una bandera que "no entra en competencia" con las enseñas oficiales.

"Una pancarta (…) o cartel no es una bandera y existe una práctica inmemorial en España de colgar reposteros (…) y otras telas emblemáticas en los balcones, incluidos los edificios oficiales con motivo de fiestas o conmemoraciones (…) la bandera del arcoíris que identifica a ciertos grupos sociales no es propiamente una bandera (…) por lo tanto no entra en competencia con la bandera de España", ha considerado el juez.

Tras conocer la decisión judicial, el alcalde complutense, Javier Rodríguez Palacios, ha manifestado su satisfacción por un auto que "recoge el punto de vista defendido por el Ayuntamiento".

Denuncia de Vox

Por su parte, Vox ha denunciado ante las delegaciones de Gobierno la presencia de la bandera arcoíris en los edificios oficiales durante la semana del Orgullo y ha criticado la sumisión de las instituciones "de todos" a lo que considera "un lobby político"

El portavoz del partido y eurodiputado, Jorge Buxadé, ha indicado que la bandera que debe ondear "única y exclusivamente" en los edificios oficiales "es la que representa a todos", es decir, "la bandera nacional", y considera "gravísimo" que este fin de semana algunas instituciones, incluido el Congreso de los Diputados, hayan colgado la bandera arcoíris en sus fachadas para celebrar el Día del Orgullo LGTBI.

También han mostrado su contrariedad por que algunas instituciones hayan utilizado este símbolo en sus perfiles de las redes sociales. Durante 24 horas la Guardia Civil modificó su imagen en Twitter para poner un fondo de arcoíris tras su escudo, una decisión que fue criticada en la propia red social por la presidenta del grupo parlamentario Vox, Macarena Olona.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento