La Fiscalía pide la nulidad de la sentencia que absuelve a Borja Thyssen de delito fiscal

La Fiscalía pide dos años de cárcel para él por supuestamente defraudar 600.000 euros a Hacienda.
La Fiscalía pide dos años de cárcel para él por supuestamente defraudar 600.000 euros a Hacienda.

Los problemas judiciales no se han acabado para Borja Thyssen. Aunque hace tan solo diez días desde que el Juzgado de lo Penal número 22 de Madrid rechazase los cargos de delito contra la Hacienda Pública denunciados por la Fiscalía y la Abogacía del Estado, los demandantes ya han recurrido la sentencia. Un nuevo varapalo para el hijo de Tita Cervera que podría llevarle, una vez más, al banquillo para afrontar los dos años de prisión y la multa de 1,2 millones de euros por lo defraudado al erario público.

Escasez de pruebas

Según lo dictado en el Juzgado de lo Penal madrileño, las pruebas presentadas por la Fiscalía de Madrid y la Abogacía del Estado son insuficientes y no sirven para acreditar que Borja Thyssen simulara residir en Andorra para evitar tributar en España. De hecho, se concluyó que no se ha demostrado que "el acusado residiera en España durante el año 2007 más de 183 días" ni que fuera residente el año anterior, absolviendo así al hijo de la baronesa de las acusaciones.

Claro que, según la Fiscalía sí existen pruebas coherentes de ello y, por eso, piden la anulación de la sentencia. Así, han aseverado en el recurso que "el titular del órgano judicial ha simplificado los términos del debate hasta reducirlo a la prueba testifical desarrollada en juicio, ignorando la abundante documentación recabada a lo largo del expediente administrativo tributario".

Una situación inestable

Como ya contó a la revista ¡Hola! Tita Cervera, desde que Borja está inmerso en este proceso judicial, ella está sufriendo. "Como madre, lo estoy pasando muy mal", aseguró la baronesa, quien no dejó pasar la ocasión de apoyar a su nuera. "Por supuesto que he llamado a Blanca para decirle que cuente conmigo en lo que necesite", zanjó al citado medio, dejando pasar de largo los problemas familiares que han protagonizado durante años.

Por su parte, Blanca Cuesta ya dijo estar muy "optimista" con la resolución del delito del que se acusaba a ambos: el de no declarar de forma íntegra los beneficios obtenidos por una transmisión patrimonial. No obstante, el matrimonio siempre ha optado por mostrarse cauto y esperar nuevos acontecimientos que les den (o les quiten) la razón.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento