Jordi Cuixart
Jordi Cuixart, presidente de Òmnium Cultural. EFE

El Tribunal Supremo resolverá sobre el permiso solicitado por el presidente de Òmnium Cultural, Jordi Cuixart, para salir de la cárcel y asistir al nacimiento de su hijo una vez se tenga constancia de la proximidad del alumbramiento.

La Sala de Vacaciones ha dictado una providencia en la que acuerda aplazar su decisión para cuando se acerque la fecha del nacimiento, previsto en principio para el 22 de septiembre.

Tanto la Fiscalía como la Junta de Tratamiento de la prisión han informado favorablemente a la concesión del permiso extraordinario. El fiscal considera que la situación planteada por la defensa de Cuixart, en prisión provisional y en espera de que el Supremo dicte sentencia del juicio del procés, encaja en los supuestos legalmente previstos que justifican la concesión del permiso extraordinario, tal y como establece la Ley General Penitenciaria.

El Ministerio Público resalta no obstante que "debe concederse con las medidas de seguridad adecuadas" pues "no debe olvidarse que varios de los procesados están en situación de rebeldía y que todos ellos cuentan con el soporte de una infraestructura bastante para conseguir la sustracción a ala acción de la justicia".

El artículo 47 de la ley establece que en caso de "alumbramiento de la esposa" se concederán permisos de salida, "salvo que concurran circunstancias excepcionales".

La solicitud de que el permiso se extienda a todos los días que dure la hospitalización de la madre con motivo del parto "deberá ser examinada y valorada en cada caso una vez producido el alumbramiento y en atención a las circunstancias concurrentes en cada momento".