11M
¿Culpables
o
inocentes?

La relación de "Abu Zubair" con el 11-M no fue una sorpresa para casi nadie, una vez qe la tesis islamista tomó fuerza entre los investigadores.

De hecho, esta pieza fundamental dentro del Movimiento Salafista de la Yihad Combatiente empezó a ser controlado por la Policía a finales de 2002, casi un año y medio antes de los atentados del 11-M.

Se le relaciona con el entorno radical islamista, y con el envío de "muyahidines" a Irak con el objeto de que se suicidasen.

El juez lo vincula al 11-M "no sólo por sus relaciones y contactos previos con presuntos implicados, sino por su comportamiento de huida de Madrid en marzo de 2004" y por hallarse sus huellas en un libro en el piso de Leganés.

Ben Sellam se enfrentaba a una pena de prisión de 27 años, aunque finalmente fue condenado a 12 años.

DECLARACIÓN DE MOHAMED LARBI BEN SELLAM

Mohamed Larbi Ben Sellam, al igual que hiciera El Harrak, aseguró que minitió en declaraciones anteriores porque tenía miedo a la policía.

Ben Sellam ha negado, como el resto de procesados, cualquier vinculación con los atentados del 11-M. Se le acusa de haber facilitar la ayuda, entre otros, a Mohamed Alfallah, que presumiblemente se inmoló en Irak.

El procesado, señalado "como reclutador de combatientes para Irak", no ha declarado no saber cómo llegó un Corán con sus huellas al piso de Leganés.