Todos los alumnos de FP que hagan prácticas en empresas cotizarán a la Seguridad Social a partir del próximo curso

La ministra Pilar Alegría en los Desayunos Informativos de Europa Press
La ministra Pilar Alegría en los Desayunos Informativos de Europa Press
Europa Press

Todos los alumnos de Formación Profesional (FP) que se acojan a la modalidad dual, es decir, que compaginen las clases con prácticas en la empresa, cotizarán a la Seguridad Social. Así lo ha afirmado este lunes la ministra de Educación y FP, Pilar Alegría, quien además ha adelantado que el 90% de esa cotización estará subvencionada por el Gobierno. La ministra ha expresado que se avanzará para impulsar el carácter dual de la FP y que puedan acogerse todos los matriculados en esta opción educativa, como recoge la nueva ley de Formación Profesional. Mientras se buscan las fórmulas y se dialoga con las empresas para ir extendiendo el modelo, los estudiantes de FP que hagan prácticas en empresas tendrán Seguridad Social ya desde el próximo curso.   

La ministra ha participado esta mañana en un desayuno informativo organizado por Europa Press, donde ha hecho hincapié en la Formación Profesional como un instrumento para modernizar el sistema productivo y mejorar la empleabilidad. En este sentido, ha destacado cómo en los últimos años se han puesto en marcha 28 titulaciones nuevas, diseñadas junto a la propia empresa, y más de 130.000 plazas hasta lograr sobrepasar el millón de estudiantes en esta opción educativa. 

"El Gobierno va a invertir entre 2020 y 2025 más de 7.500 millones en la modernización de la FP", ha dicho Alegría, quien considera que la reforma de la FP es un "proyecto de país" y ha vaticinado que "perdurará en el tiempo". Asimismo, ha destacado el trabajo para lograr la cualificación profesional con los procesos puestos en marcha en 119 sectores distintos.

Durante su intervención, la ministra ha señalado cómo la educación es un instrumento fundamental para recuperar la economía y que contribuye a la transformación del sistema productivo y se ha referido especialmente a la necesidad de actualizar la competencia digital, incluida en los nuevos currículos, como una herramienta para actualizar la forma de enseñar y aprender. En este sentido, ha informado de que el ministerio que dirige va a traspasar a las comunidades autónomas 284 millones de euros para la transformación digital, la formación del profesorado y la compra de dispositivos.

También ha afirmado que se está trabajando con las comunidades autónomas en una reforma de la profesión docente, ya que, como ha expresado, "el mejor sistema educativo es el que tiene la mejor calidad de su profesorado". Para lograr este objetivo, ha reconocido que será indispensable reducir las ratios (el número de alumnos por clase) para mejorar la calidad de la educación.

Otro punto en el que se ha detenido es en la necesidad de avanzar en equidad para evitar el fracaso escolar. "Los países más productivos son aquellos que tienen un mayor número de personas formadas", ha declarado, a la vez que ha lamentado que aquellos que repiten curso lo hagan en su mayoría por sus condiciones sociofamiliares y no por una falta de trabajo en las aulas.

Respecto a polémicas que han salpicado el sector en los últimos meses, Alegría ha defendido que los nuevos currículos educativos incluyan la perspectiva de género para aumentar las vocaciones de estudios científicos en las jóvenes y ha señalado que "en 665 páginas de los nuevos Reales Decretos no dice que se deje de lado el esfuerzo en la educación".

Otro de los asuntos sobre los que ha contestado preguntas ha sido la sentencia del TSJC que obliga a impartir un 25% de las horas en las aulas catalanas en español. Sobre este extremo ha declarado que, ante una sentencia, "no hay debate que valga", ya que es "de obligado cumplimiento" para todo el mundo. 

 

Y sobre la crispación política actual, la ministra ha recordado cómo el 90% de los encuestados en el último CIS piden reducirla, por lo que ha abogado por llegar a acuerdos y abandonar el lenguaje bronco. "En democracia, no se negocian los ideales, sino las soluciones", ha dicho. En este punto ha nombrado a Fernando de los Ríos, cuando afirmó que la revolución pendiente en España era "la del respeto".  

Mostrar comentarios

Códigos Descuento