Carlos, el jubilado que pide "humanidad" a los bancos: "Han excluido a 10 millones de españoles del acceso a sus ahorros"

Carlos San Juan llega al ministerio de Economía con 600.000 firmas en defensa de la atención presencial en los bancos.
Carlos San Juan llega al ministerio de Economía con 600.000 firmas en defensa de la atención presencial en los bancos.
ALBERTO ORTEGA / EP
Carlos San Juan, el urólogo jubilado, y la ministra Nadia Calviño.
Atlas

Carlos San Juan, el urólogo jubilado que se ha convertido inopinadamente en el símbolo de todos los mayores que luchan porque se recupere la atención presencial en los bancos, ha entregado este martes 600.000 firmas con apoyos a su causa en el Ministerio de Economía. Entre una enorme expectación mediática, el hombre detrás de la campaña Soy mayor, no idiota, se ha reunido con el secretario de Estado del Tesoro, Carlos Cuerpo, a quien ha hecho entrega del paquete de firmas.

San Juan confía en que su campaña servirá para que las entidades bancarias se den cuenta de que "han ido demasiado deprisa en conseguir beneficios a costa de la digitalización", un camino por el que, sostiene, "han excluido a casi 10 millones de españoles del acceso a sus ahorros" y "han dejado de ser servicio público".

La reunión ha concluido sin medidas concretas, pero con el compromiso de las dos partes de repetir el encuentro y hallar una solución antes de que acabe el mes. Las reivindicaciones de la campaña son claras. San Juan exige que cesen las colas a las puertas de las sucursales, que las oficinas amplíen sus horarios y que aumente la atención humana, especialmente entre los mayores y los más vulnerables.

"No pedimos que los banqueros saquen ni un euro de su bolsillo. Se trata de tener acceso a un servicio público, donde obligatoriamente cobramos nuestras pensiones y pagamos nuestros impuestos. No tenemos que llegar pidiendo por favor que nos abran la puerta. Queremos que sea toda la mañana, que cuando tengamos un problema en el cajero puedan salir y nos atiendan, con respeto y humanidad", reclama San Juan.

Carlos San Juan conversa con la ministra de Economía, Nadia Calviño.
Carlos San Juan conversa con la ministra de Economía, Nadia Calviño.
ALBERTO ORTEGA /EP

Ese mismo mensaje le ha trasladado a la vicepresidenta primera y ministra de Economía, Nadia Calviño, que ha aparecido por sorpresa mientras San Juan atendía a los medios de comunicación a las puertas del departamento. Tirando de metáforas médicas, San Juan ha comentado a Calviño que lo que urge "es quitar el dolor", un dolor que consiste en una atención presencial "hasta las once y si no, vuelva usted mañana o pasado".

La vicepresidenta ha recogido el guante y le ha trasladado que el ministerio "está volcado" en este tema que es "una prioridad absoluta". "Hay que garantizar un trato personalizado, que [los mayores] se sienten bien tratados, queridos. Confío en que los bancos sean conscientes y nos traigan buenas propuestas. Espero que de aquí a final de mes podamos anunciar y poner sobre la mesa un conjunto de medidas eficaces", ha dicho Calviño.

"No tenemos que llegar pidiendo por favor que nos abran la puerta. Queremos que cuando tengamos un problema en el cajero puedan salir y nos atiendan, con respeto y humanidad"

El impulsor de Soy mayor, no idiota cree que los bancos tienen motivos poderosos para atender a sus peticiones: "Tienen un prestigio francamente deteriorado y lo van a tener más aún", sostiene San Juan. Para este jubilado, la digitalización se está haciendo sin permitir que los mayores se adapten y las capas más envejecidas de la población no han llegado a tiempo. "Hemos llegado muy tarde a eso. El que quiera voluntariamente, que aprenda internet, metaverso o chino. Pero va a haber mucha gente que no va a llegar a eso", defiende el urólogo retirado.

Después de reunirse con el Gobierno, San Juan ha recorrido varias sucursales bancarias en las que ha hecho una entrega simbólica de firmas para después dirigirse al Banco de España. A lo largo de la tarde tenía previsto reunirse con las principales asociaciones de la banca (CECA, AEB y UNACC) para trasladarles "la urgencia" de su petición.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento