Profesores y padres de alumnos no vacunados presentarán una demanda colectiva por sentirse discriminados

  • Denunciarán el Protocolo de Educación de la Generalitat de Catalunya durante la primera quincena de febrero. 
  • Se han creado grupos de WhatsApp o Telegram para organizar boicots a las cuarentenas.
Dos menores se dirigen a clase presencial.
Dos menores se dirigen a clase presencial.
Europa Press
Más de 20.000 aulas en cuarentena tensionan los colegios.
Atlas

Una treintena de profesores y alumnos no vacunados de Cataluña presentarán una demanda colectiva la primera quincena de febrero para denunciar la discriminación y la vulneración de derechos que supone el Protocolo de Educación.

El abogado Lluís Gallardo representará a los afectados ante los juzgados. "No solo hay alumnos, también hay profesores que están sanos, pero por un positivo en la clase tienen que coger la baja y hacer cuarentena". Asegura a 20minutos que los padres no entienden por qué los menores tienen que hacer cuarentena por no estar vacunados, ya que los que se están infectando son los que llevan la inyección. 

"Hay alumnos que llevan confinados desde diciembre. Van encadenando cuarentenas porque salen positivos de compañeros vacunados y no les dejan ir a clase". Además, ha explicado el caso de una joven que no ha podido realizar este jueves un examen de matemáticas que llevaba semanas preparando porque ha tenido que confinarse al no estar vacunada. "Solo los colegios privados ofrecen alternativas para hacer clases online".

La crispación de los padres los ha llevado a tomar medidas para evitar el confinamiento de sus hijos. Se han creado grupos de WhatsApp o Telegram para organizar el boicot a estas cuarentenas. "Están coaccionando a los padres para vacunar a sus hijos con esta sustancia que no conocemos". 

Los casos no dejan de aparecer en Cataluña. Este jueves una veintena de familias de Lleida han denunciado la vulneración al derecho a la educación de sus hijos por no estar vacunados. Laia Viñas, portavoz de estas familias ha dicho que "cuando hay un positivo en clase únicamente confinan a los alumnos no vacunados, sin darles la opción de hacerse un test o demostrar que están sanos para que puedan volver a clase como los demás". Además, han recordado que la vacuna contra la covid-19 no es obligatoria. 

Los profesores denuncian el mal uso de los datos personales

Desde el CGT d'Ensenyament de Ponent denuncian el uso de datos personales a través de la aplicación Traçacovid. En un comunicado publicado este jueves, el grupo de docentes acusa de la utilización irregular de esta aplicación con los datos del profesorado y el alumnado y reconoce su posición en contra de las medidas adoptadas por Educación y Salud.

A principios de curso, un Decreto Ley facilitaba a los centros de educación a recibir y gestionar los datos de los profesores y alumnos a través de esta aplicación. En aquel momento aseguran que presentaron sus preocupaciones ante el delegado de Educación de Ponent, Claudi Vidal, pero que este, restó imporancia a las quejas. 

Una de sus principales quejas es que desde el Gobierno quieren tener los centros educativos abiertos "a toda costa, sin tener en cuenta ningún método pedagógico ni de salud; quieren tener centros abiertos como si fueran párquings donde dejar a los niños y adolescentes".

Desde la asociación afirman que esto se debe a la necesidad de tener a la población disponible para producir porque el mercado lo necesita y apuntan que esto queda claro por la diferenciación de protocolos entre las clases de primaria, que necesitan un número mínimo para confinar a la clase, y el protocolo de secundaria, que envía a los alumnos a casa ante cualquier positivo.

Además, se quejan de que los protocolos de sanidad acentúan el problema de la segregación escolar que ya existía. "Desde el Departameno de Educación y Salud, con los supuestos protocolos sanitarios, han decidido quien puede y quien no tener derecho a la educación".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento