Las inundaciones debidas a tormentas de movimiento lento como las de Alemania podrían ser 14 veces más frecuentes

Un hombre camina entre el agua que inunda la ciudad belga de Verviers
Un hombre camina entre el agua que inunda la ciudad belga de Verviers
STEPHANIE LECOCQ / EFE

El cambio climático está impulsando un gran aumento de tormentas intensas y de movimiento lento en Europa, según un nuevo estudio de la Universidad de Newcastle y el Met Office británico.

Al investigar cómo el clima afecta a las tormentas intensas en Europa, los expertos en clima han demostrado que habrá un aumento significativo en el futuro en la ocurrencia de tormentas intensas y lentas. Los científicos estiman que estas tormentas de movimiento lento pueden ser 14 veces más frecuentes en tierra a finales de siglo. Son estas tormentas de movimiento lento las que tienen el potencial de acumulaciones de precipitaciones muy elevadas, con impactos devastadores, como se acaba de comprobar en Alemania y Bélgica.

Dirigidos por el doctor Abdullah Kahraman, de la Escuela de Ingeniería de la Universidad de Newcastle, los investigadores utilizaron simulaciones de modelos climáticos muy detalladas en el Centro Hadley de la Oficina Meteorológica del Reino Unido. Descubrieron que el movimiento más lento de las tormentas actúa para aumentar la cantidad de lluvia que se acumula localmente, aumentando el riesgo de inundaciones repentinas en Europa más allá de lo esperado según estudios anteriores.

Imágenes de dos de las zonas más afectadas por las inundaciones en Alemania, Westfalia y Bayern, que ha dejado centenares de muertos. (Fuente: DPA)

Publicado en la revista 'Geophysical Research Letters', los resultados del estudio muestran que las tormentas que producen lluvias intensas pueden moverse más lentamente con el cambio climático, aumentando la duración de la exposición a estos extremos.

Kahraman, que también es científico visitante en Met Office, dijo en un comunicado: "Con los recientes avances en el poder de los superordenadores, ahora tenemos simulaciones climáticas paneuropeas que resuelven la atmósfera con gran detalle como lo hacen los modelos de pronóstico del tiempo a corto plazo. Estos modelos tienen un espaciado de cuadrícula de aproximadamente 2 km, lo que les permite simular mucho mejor los sistemas de tormentas, lo que resulta en una mejor representación de los extremos.

Cambios en la velocidad de las lluvias extremas

"Utilizando estas simulaciones climáticas de última generación, hemos desarrollado métricas para extraer casos potenciales de lluvias intensas y un subconjunto más pequeño, casi estacionario de estos casos con el potencial de acumulaciones de lluvias elevadas. Estas métricas brindan una visión holística del problema y nos ayudan a comprender qué factores de la atmósfera contribuyen a los cambios de lluvias intensas". 

"Este es uno de los primeros estudios que explora los cambios en la velocidad de estos sistemas de lluvias intensas, un aspecto importante que contribuye al riesgo de inundaciones. Actualmente, también estamos investigando otros tipos de clima extremo al examinar los datos de las simulaciones climáticas con la perspectiva de un pronosticador de clima severo".

Los hallazgos del estudio son relevantes para la política de mitigación y adaptación climática en Europa, con implicaciones específicas para los impactos de futuras inundaciones, el diseño de sistemas de infraestructura y la gestión de los recursos hídricos.

Actualmente, las lluvias intensas casi estacionarias son poco comunes en Europa y rara vez ocurren en partes del mar Mediterráneo. Las predicciones precisas de cambios futuros en eventos de lluvias intensas son clave para implementar planes efectivos de adaptación y mitigación para limitar los impactos adversos del cambio climático.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento