Qué se sabe de la variante californiana del coronavirus, detectada en España y bautizada por expertos como 'el diablo'

Partículas virales de SARS-CoV-2 (amarillo) vistas al microscopio electrónico.
Partículas virales de SARS-CoV-2 (amarillo) vistas al microscopio electrónico.
NIAID-RML

La variante B.1.427/B.1.429 del SARS-CoV-2, más conocida como la californiana -y apodada 'el diablo' por uno de sus descubridores- ha llegado a España. El Ministerio de Sanidad ha detectado los primeros seis casos de esta variante tras un cribado aleatorio y mantiene bajo vigilancia un total de más 10 tras añadir al listado de "variantes de interés" otras tres: la de Nueva York, otra originada en Uganda y una última expandida en Portugal, de las que no constan positivos en nuestro país.

¿Cuándo se descubrió?

Esta variante se descubrió en un análisis de muestras en California en diciembre del año pasado. Se detectó por primera vez en el condado de Los Ángeles en una muestra tomada en julio de 2020 y no volvió a aparecer hasta octubre, aunque tras un análisis filogenético los investigadores estiman que pudo surgir la pasada primavera.  

Desde octubre, la prevalencia de esta variante se ha incrementado en el estado de California y en California sur, donde el 22 de enero representaba ya el 35% y el 44% de las muestras secuenciadas en dicho mes, respectivamente, según un estudio publicado en la revista New England Journal of Medicine.  

¿Es más contagiosa? ¿Más letal?

Debido a que su descubrimiento es reciente, aún no ha dado tiempo a que aparezcan estudios clínicos o epidemiológicos significativos. Por ello el Centro para el Control y Prevención de Enfermedades (CDC) de Estados Unidos aún no la incluye en su lista de "variantes de preocupación", entra las que sí se encuentran la británica, sudafricana y brasileña.  

Sin embargo, sus tres mutaciones características y la velocidad con la que ha ido ganando peso entre los genomas secuenciados preocupan a algunos investigadores. Además, se ha observado un incremento modesto en la infectividad en test realizados en laboratorio.

En un artículo en el diario Los Ángeles Times el doctor Charles Chiu, experto en enfermedades infecciosas y director de uno de los dos grupos de investigación que secuenciaron la variante por separado, estima que esta variante puede ser entre un 19 y un 24% más transmisible. 

Sin embargo, otros investigadores como el doctor Hanage, de la universidad de Harvard sostiene que esta variante no es una gran amenaza. En un artículo publicado en el New York TImes, Hanage sostiene que, a diferencia de la variante británica, que cada vez que toca tierra en un nuevo país explota con rapidez, la californiana parece haberse abierto paso mucho más despacio.

¿Por qué la han apodado 'el diablo'?

Este apodo procede del artículo de Los Angeles Times, en el que el doctor Chiu pronunció la frase "el diablo ya está aquí" refiriéndose a esta variante. El experto estima que para finales de marzo esta variante probablemente supondrá el 90% de las nuevas infecciones. "Me hubiera gustado que fuera diferente, pero la ciencia es ciencia", sentenció.

¿En qué países se ha detectado hasta ahora?

Según la base de datos de Gisaid, que acumula ya 696.000 muestras de secuencias del virus, a 5 de marzo se han detectado casos de esta variante en 25 países además de en España. Entre ellos destacan Estados Unidos (9.041) -y concretamente el estado de California, donde se han secuenciado 5.782 muestras- México (33), Dinamarca (24), Australia (17), Japón (15), Reino Unido (9), y Canadá (8). En EE UU esta variante supone el 13% de las muestras secuenciadas en las últimas 4 semanas subidas a la base de datos de Gisaid.

¿En qué se diferencia de las otras variantes ya conocidas?

La variante cuenta con tres mutaciones características en la proteína espicular (esa formación en forma de 'pincho' tan característica en las recreaciones que se hacen del virus). Se trata de las S13I, la W152C y la L452R. Por ejemplo esta variante no lleva la preocupante mutación E484K, presente en las sudafricana y brasileña.

¿Puede evadir a las vacunas? 

Hasta ahora varios estudios sugieren que esta variante ha sido capaz de escapar a los anticuerpos monoclonales SARS2-01, SARS2-02, SARS2-32, a dos tipos de anticuerpos neutralizantes y a algunos sueros convalescentes. Pero aún son necesarias investigaciones más exhaustivas para analizar cómo afecta a la inmunidad.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento