Sánchez sospecha de Ayuso: Dice que "sorprendentemente" no invocó la ley que da cobertura a los confinamientos

El primer ministro portugués, Antonio Costa (d) y el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez (i) durante la XXXI Cumbre Ibérica en la ciudad lusa de Guarda.
El primer ministro portugués, Antonio Costa (d) y el presidente del Gobierno español, Pedro Sánchez (i) durante la XXXI Cumbre Ibérica en la ciudad lusa de Guarda.
Juanjo Martín / EFE

Un día después de que el Gobierno central decretara el estado de alarma "territorializado" en la Comunidad de Madrid, el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha levantado abiertamente la sospecha sobre la manera de actuar del gobierno madrileño al apuntar que "sorprendentemente" en esta ocasión no invocó una ley de 1986 que habría dado cobertura legal a lo confinamientos perimetrales. En su ausencia, el Tribunal Superior de Justicia de Madrid (TSJM) tumbó las medidas el jueves, que este viernes llevaron a que el Gobierno central impusiera el estado de alarma. "Teníamos que dar una respuesta ante esta situación porque no podíamos quedarnos de brazos cruzados", ha justificado.

Sánchez no ha ocultado la sospecha de que el gobierno madrileño podría no haber actuado correctamente a sabiendas, con el objetivo del que el Tribunal Superior de Justicia de Madrid tumbara las medidas que se vio obligada a tomar y que recurrió.

Como hizo Illa este viernes, el presidente se ha detenido en que otras comunidades e incluso la propia Comunidad de Madrid han invocado la Ley de Salud Pública de 1986 ante sus respectivos Tribunales Superiores de Justicia para justificar medidas que afectan a los derechos y libertades fundamentales, como es la de movimiento. Díaz Ayuso lo había hecho también en seis ocasiones anteriores, la última cuando decretó el confinamiento de algunos barrios, que no mereció ningún reproche judicial  y tuvieron la luz verde del TSJM para aplicarse. Sin embargo, no lo hizo en la Orden autonómica en la que reprodujo la Orden ministerial para hacer efectivo el confinamiento, de manera que esta vez el Tribunal la tumbó, a diferencia de lo que hizo en seis ocasiones anteriores.

"Ha habido otras resoluciones de otros tribunales que invocan la ley de 1986 que no hizo la Comunidad de Madrid sorprendentemente en esta última cuestión ante el TSJM, pero sí en las seis resoluciones anteriores", ha apuntado sobre la ausencia de una referencia legal que "permite actuar con amparo jurídico sólo ante confinamientos perimetrales".

Medio Gobierno en Portugal

Sánchez ha espoleado sus sospechas sobre el gobierno madrileño en una rueda de prensa junto al primer ministro de Portugal, António Costa, tras una cumbre bilateral en la localidad lusa de Guarda. Sánchez ha viajado allí acompañado de sus cuatro vicepresidentes y otros seis ministros un día después de mantener mediante el estado de alarma el confinamiento perimetral de Madrid y otras ocho ciudades madrileñas.

El presidente ha justificado la decisión de declarar el estado de alarma en la Comunidad de Madrid por la evolución "muy preocupante" de la pandemia en la región, que se refleja en el número de PRC positivas y el número de hospitalizados e ingresos en  UCI. "Teníamos que dar una respuesta ante esta situación porque no podíamos quedarnos de brazos cruzados", ha dicho.

"En el momento en el que no se toman las medidas que se deben tomar para aplacar la curva, el Gobierno de España lo que no puede hacer es mirar hacia otro lado, no lo hemos hecho en ningún momento de la pandemia y no lo vamos a hacer mientras dure", ha aseverado Sánchez durante una rueda de prensa 

No hacer nada o declarar la alarma

Con estas palabras, Sánchez ha secundado al ministro de Sanidad, Salvador Illa, que este viernes dijo que la presidenta de la Comunidad, Isabel Díaz Ayuso, "ha decidido no hacer nada". "La disyuntiva era bastante sencilla para el Gobierno tras la resolución del TSJ, bien no hacer nada o bien aplicar el estado de alarma", que supone "las mismas restricciones, pero con un instrumento jurídico distinto".

Junto a él, Costa no ha querido pronunciarse sobre la situación en Madrid -"queda un poco lejos de la frontera", ha dicho- pero por lo que respecta a la pandemia ha asegurado que no tiene intención de volver a cerrar la frontera, ni con España en particular ni con Europa en general. "No creo que se justifique el cierre de fronteras, estamos en una situación muy diferente que en abril", ha dicho. "No tenemos ni contemplamos el cierre de fronteras", ha indicado por su parte Sánchez.

Volviendo a la Comunidad de Madrid, Sánchez ha pedido a al gobierno de Díaz Ayuso dejar de hacer "partidismo" con la pandemia. Por el contrario, ha dicho, tanto Illa como todo el Gobierno y él mismo no han tenido en mente más que a los afectados por la pandemia. "Nosotros siempre hemos puesto por encima la salud pública y salvar vida y pedimos a todos los gobiernos que hagan lo propio, que pensemos en los enfermos, en el personal sanitario, en las víctimas y sus familias y que seamos consciente de que tenemos que dar una respuesta clara".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento