Aislamiento de pacientes, uso de trajes especiales: el protocolo de actuación en España contra el coronavirus

Persona sanitario en Vietnam con un paciente infectado por el coronavirus.
Persona sanitario en Vietnam con un paciente infectado por el coronavirus.
EFE

El Ministerio de Sanidad ha publicado en la tarde de este viernes el procedimiento de actuación frente a casos de infección por el nuevo coronavirus después de que fueran descartados tres posibles casos de la enfermedad en España.

Tal y como explica el documento, el coronavirus puede transmitirse fundamentalmente por las gotas respiratorias de más de 5 micras, es decir, cuando una partícula acuosa es expulsada al entorno mediante la tos o el habla, entre otros, y por contacto directo, incluyendo a los animales contaminados y las secreciones de personas infectadas.

Por su parte, la Policía ha apuntado que "el período de incubación de este virus no se conoce con precisión", y ha recordado que el período promedio "parecía ser de cinco días, pero hay casos que ocurrieron hasta 14 días después de la exposición".

Para prevenir una posible infección del virus y poder controlarlo, Sanidad recomienda al personal sanitario evaluar lo más rápido posible si un paciente con un diagnóstico de infección respiratoria aguda cumple los criterios de caso en estudio.

Las personas que sean identificadas como casos en investigación serán equipadas con una mascarilla quirúrgica y conducidas "de forma inmediata a una zona de aislamiento". Además, los profesionales que les dirijan a esta zona deberán utilizar también la mascarilla.

Los casos en estudio y los diagnosticados que necesiten permanecer ingresados lo harán "en aislamiento de contacto y por gotas". En situaciones en las que se vayan a utilizar aerosoles, Sanidad recomienda que sean estancias con presión negativa.

El personal sanitario que vaya a estar en contacto con personas diagnosticadas con coronavirus o casos en investigación, o a extraer sangre o tomar muestras que no generen aerosoles, deberán llevar un "equipo de protección individual" compuesto por una bata impermeable, mascarilla quirúrjica, guantes y gafas de protección, con el objetivo de evitar la infección a través de "microorganismos transmitidos por gotas y por contacto". 

El documento recalca la necesidad de utilizar un equipamiento especial sobre todo en los casos que vayan a provocar aerosoles y que incluyan procedimientos por vía aérea, como la intubación traqueal. También en los casos en los que sea necesario tomar muestras que generen aerosoles. En estas circunstancias, debe haber el menor número de personas posible en la habitación, y estas llevarán una mascarilla de alta eficacia, gafas de protección o protector facial completo, guantes y batas impermeables. Si estas no son impermeables, deberán utilizar un delantal de plástico.

Todos los trabajadores que atiendan a pacientes diagnosticados con coronavirus deberán ser identificados. Si las medidas de precaución no se han llevado a cabo, se les considerará contactos estrechos.

Si alguno de los pacientes debe ser trasladado, lo hará en una ambulancia especialmente preparada, "con la cabina del conductor físicamente separada del área de transporte del paciente".

Una vez finalizado el traslado, el transporte deberá ser debidamente desinfectado siguiendo los "protocolos de descontaminación, mantenimiento y eliminación de residuos" que se utilicen en casos similares con riesgo de transmisión.

Esta desinfección se realizará sobre las superficies con las que haya estado en contacto el paciente con productos como la lejía doméstica.

Cuando el paciente no necesite permanecer ingresado, deberá ser aislado en su domicilio y asegurarse de que la habitación estará bien ventilada y utilizará un baño propio, además de que este estará disponible para someterse a los exámenes medios que sean necesarios. Allí, el enfermo deberá asegurarse de cumplir correctamente las "medidas básicas de higiene, prevención y control de la infección" dadas por los servicios sanitarios.

Los casos en estudio y los confirmados deberán notificarse urgentemente desde los centros de salud pública al Centro de Coordinación de Alertas y Emergencias Sanitarias (CCAES) del Ministerio de Sanidad y al Centro Nacional de Epidemiología (CNE).

Guantes y mascarillas en los controles de vuelos

El Ministerio del Interior ha decretado mediante la Dirección General de la Policía que todos aquellos agentes desplegados en puestos fronterizos utilicen guantes de nitrilo de un solo uso y mascarillas para los cacheos o la inspección de equipajes y documentación de los pasajeros procedentes de China y de zonas afectadas por el coronavirus.

Según el documento, estas medidas se tomarán con los pasajeros "independientemente de su nacionalidad" que viajen desde lugares afectados siguiendo las recomendaciones para evitar el contagio, como lavarse las manos, cubrirse la boca y la nariz con pañuelos al toser y estornudar o evitar el contacto cercano con personas que presenten síntomas de enfermedades respiratorias.

Además, demandan evitar las aglomeraciones y controlar la temperatura corporal de los pasajeros, una medida implantada en aeropuertos australianos o estadounidenses.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento