Miquel Iceta, en un acto a principios de 2019.
Miquel Iceta, en un acto a principios de 2019. Quique García / EFE

El primer secretario del PSC, Miquel Iceta, sopesa interponer un recurso ante el Tribunal Constitucional si se bloquea su designación como senador autonómico, ya que entiende que se estaría cuestionando el derecho del grupo parlamentario socialista para escoger al sustituto de José Montilla en la Cámara Alta.

En una entrevista de TV3 ha defendido que el PSC tiene el derecho por ley a proponerle a él y a ser elegido sin más obstáculos, por lo que, si la Cámara catalana lo rechaza, considera que sería "una violación de los derechos del grupo parlamentario" socialista.

"Tendremos que ver cómo defendemos nuestro derecho a proponer quién debe sustituir a José Montilla en el Senado. Hay una ley del Parlament que es la que establece cómo se tienen que sustituir los representantes de la Generalitat en el Senado", ha explicado Iceta.

Este jueves el parlamento catalán votará si designa a Iceta como senador autonómico tras la renuncia del expresidente de la Generalitat José Montilla, que dio lugar a que el primer secretario del PSC pueda convertirse en presidente del Senado una vez se constituya la Cámara Alta el próximo 21 de mayo.

Tras subrayar que, por ahora, solo tiene el voto asegurado de los comunes, ha lamentado que, si se tumba su designación, se estará "desperdiciando" la oportunidad de tener a un catalán al frente de la cámara de representación territorial.

Ciudadanos no bloqueará la designación como senador

Por su parte, Ciudadanos ha señalado este martes que no bloqueará la designación de Iceta como senador autonómico, pero votará en contra de que sea elegido presidente del Senado. Lo ha asegurado el líder de la formación naranja, Albert Rivera, quien ha insistido en que sería "un mal precedente" bloquear las instituciones.

"No lleva a ningún sitio bloquearlas", ha insistido Rivera en declaraciones a los periodistas tras una visita a Ávila, aunque ha dicho que Ciudadanos aún no ha decidido si finalmente se abstendrá o votará a favor en la cámara catalana.

Lo que sí ha dejado claro es que no quiere que Iceta presida el Senado: "Pondría a cualquier otro que no defendiera referéndums, indultos ni pactos con los separatistas".

Así, según Rivera, si se bloquean "las votaciones de todo aquello que no gusta ideológicamente, prácticamente no habría senadores autonómicos".

No hay plan B

Pese a este contexto, el líder del PSC ha indicado que desde el PSOE no se está barajando por ahora ningún nombre alternativo para presidir el Senado, ya que "no conciben" que se pueda bloquear la designación de un senador autonómico porque es algo que "no ha pasado nunca".

"Cuando todo el mundo habla de diálogo y ni siquiera se cumplen las previsiones legales y se bloquea la posibilidad de que un grupo haga libremente su elección, pues ni lo imaginan, les cuesta entender", ha subrayado.

Al ser preguntado por ello, Iceta ha admitido que avisó al presidente en funciones, Pedro Sánchez, de que se podía dar esta situación de incertidumbre: "Le dije que en el Parlament, desde hace tiempo, se están produciendo decisiones muy discutibles que no se ajustan a las pautas que teníamos acostumbradas. Le dije que esto podía suceder y me respondió que era inconcebible".

El precedente de Ciudadanos

Iceta ha recordado que en 40 años de democracia nunca se ha vetado un senador por designación autonómica, y ha matizado que los grupos independentistas en el Parlament de ERC y JxCat avalaron la designación de Lorena Roldán, de Ciudadanos, como senadora en mayo de 2018 sin poner problemas.

"Cuando el grupo de Cs propuso a Lorena Roldán para representar en el Senado al Parlament, el independentismo no tuvo ningún problema en votarla, pese a que todos sabemos que las posiciones son antagónicas y que se hizo tras la aplicación del 155", ha ahondado.

El líder socialista ha asegurado que el PSC no está negociando contrapartidas con el independentismo a cambio de su elección como senador, ya que interpreta que le corresponde serlo por ley y sin someterlo "ni a mercado ni a negociación".