Alfonso Rodríguez Gómez de Celis, delegado del Gobierno en Andalucía, ha confirmado este miércoles en la Cadena SER que se han localizado restos de pelo de Julen en el pozo de Totalán, donde se llevan a cabo las tareas de rescate del niño.

"Se encontró un poco de pelo en el túnel y las pruebas que se realizaron por parte de la Guardia Civil certifican que es del niño. Nos da una cierta certeza de que el niño está ahí, en ese pozo", ha asegurado.

Las pruebas de ADN han confirmado que pertenecen al niño, que cayó dentro del pozo de más de 100 metros el pasado domingo, lo que confirma la ubicación del menor en el lugar de la desaparición.

También el director de la Guardia Civil, Félix Azón, ha revelado este miércoles en un desayuno informativo en Madrid que equipos de rescate han encontrado restos biológicos donde se busca al niño. "Esto nos lleva a confirmar la estrategia de succionado del pozo para tratar de alcanzar el lugar donde se encuentra el menor", ha proseguido Azón, que no obstante ha insistido en que se mantienen el resto de opciones de rescate. 

"Que nadie lo dude, mi hijo está aquí"

El padre del menor José criticó en las últimas horas la falta de medios técnicos en las primeras horas del rescate y también las dudas que se han planteado sobre dónde está el pequeño. En una entrevista a diario Sur, José ha relatado cómo ocurrieron los hechos: "Estábamos preparando una paella. Yo estaba echando leña al fuego y mi mujer cogió el teléfono para avisar de que no iba al trbajo. Ella estaba con Julen y me pidió que yo le echara un ojo mientras llamaba. El crío estaba a cuatro o cinco mentros. Yo fui a coger un par de troncos y el niño echó a correr", ha relatado.

"Mi hijo está aquí, que nadie lo ponga en duda. Ojalá fuese imposible que esté en el pozo, como he oído. Ojalá fueso yo el que estuviera enterrado ahí abajo, y que él estuviera aquí arriba, con su madre", profundiza José.

Rescate inédito

Los efectivos de rescate que participan en las tareas de búsqueda del niño esperan llegar hasta él en un plazo de entre 24 y 48 horas, contando desde esta tarde, tal y como anunció este martes Gómez de Celis. Para ello se pretende llegar hasta el niño practicando dos túneles a la vez, uno en paralelo al pozo, donde se cree que está el menor, y otro en oblicuo.

Se trata de una situación "inédita" al no conocer una emergencia parecida en otro lugar del mundo por la estrechez del pozo, de 107 metros de profundidad y de los que ya se ha llegado a 80, según el delegado.

En las labores participa también un equipo de rescate minero procedente de Asturias y desde el pasado domingo hay un centenar de efectivos de las distintas unidades del instituto armado, en concreto, equipos de montaña, unidades de la localidad de Vélez-Málaga, del Seprona, de Actividades Subacuáticas de la Guardia Civil; así como administraciones como el Gobierno, la Junta de Andalucía, la Diputación y los ayuntamientos de Totalán y Málaga y organismos dependientes de las mismas como 112 Andalucía o el Consorcio Provincial de Bomberos.

También profesionales de distintos sectores y el Colegio de Ingenieros y Caminos de Málaga, que coordina las soluciones técnicas; así como las empresas Expoa, Actua, Civiliza, Cemosa, Rodio, Narval Ingeniería, OHL, la empresa sueca Stockholm Precision Tools (SPC) --que participó en 2010 en el rescate de los 33 mineros chilenos--, la firma Pepe Nuñez, Acosol, Restitubo, SGO Obras y el Club de Montañismo de Rincón de la Victoria.

Consulta aquí más noticias de Málaga.