Valla fronteriza en Melilla
Valla fronteriza que separa Melilla (derecha) de Marruecos (izquierda). Á.C.

Dos menores de edad de 14 y 17 años procedentes de países del África subsahariana fueron expulsados de España la semana pasada a través de la valla fronteriza de Melilla de manera ilegal.

La oficina del Defensor del Pueblo ha iniciado una investigación para dilucidar si las autoridades españolas han cometido una "actuación irregular" violando las leyes de extranjería y del menor, según confirmó un portavoz a 20minutos.es.

Los menores permanecen en la vecina provincia marroquí de NadorLa defensoría, que ostenta la exdiputada y exsenadora del PP Soledad Becerril, también ha cursado una petición de información al  Ministerio del Interior (responsable de la Policía Nacional, que controla los pasos fronterizos, y de la Guardia Civil, que ejerce la vigilancia de la valla) para conocer lo ocurrido. También ha contactado con el de Exteriores por la necesidad de realizar trámites con el Gobierno de Marruecos, ya que los chavales se encontrarían aún en la vecina provincia de Nador.

La Delegación del Gobierno en Melilla ha confirmado a este diario, asimismo, la recepción de una notificación proveniente del departamento que dirige Becerril para tratar de localizar a los menores "por motivos humanitarios". La Jefatura Superior de Policía canaliza las pesquisas para encontrarles, precisó un portavoz de la Delegación.

Policía y Guardia Civil niegan la responsabilidad

Los menores entraron irregularmente en Melilla en 2011 y 2012, respectivamente. Al hacerlo, quedaron automáticamente bajo la tutela de la ciudad hasta que cumpliesen la mayoría de edad. La Consejería de Bienestar social admite que ambos estuvieron en el centro de menores no acompañados de La Purísima hasta el pasado miércoles 14 de noviembre. Ese día, no volvieron al centro.

No es cierto que la Policía haya expulsado a estos dos menoresSegún José Palazón, presidente de la Asociación Pro Derechos de la Infancia de Melilla (Prodein), los chavales aseguran haber sido recogidos por agentes de la Policía Nacional a las puertas del Centro de Internamiento de Inmigrantes (para personas adultas) situado junto a la valla fronteriza, a pocos minutos de La Purísima. Allí, y en colaboración con la Guardia Civil, habrían sido sacados del país a través de una de las puertas de servicio del vallado.

En ambos casos, los cuerpos de seguridad niegan cualquier implicación en los hechos. A través de un comunicado, la Jefatura Superior de Policía de Melilla confirma el requerimiento de la Defensora del Pueblo, pero insite en que "no es cierto que la Policía haya expulsado a Marruecos a estos dos menores, ni a ningún otro". Hasta el momento, añaden, no se ha podido llevar a cabo la repatriación de estos menores "por motivos administrativos".

Según declaraciones recogidas por el diario ABC y la Cadena Ser, ambos salieron de La Purísima cansados de los problemas con otros menores marroquíes, por lo que iban a pedir su traslado al centro de inmigrantes para adultos.

"¿Quién dio la orden?"

Las ONG que trabajan en la zona llevan años denunciando una práctica que hasta ahora, aseguran, se realizaba con mayores de edad y con menores marroquíes, nunca con menores subsaharianos. "Existe una cadena de responsabilidades que hay que depurar. ¿Quién tiene la llave de la puerta a otro país y decide de forma arbitraria que se puede expulsar a un niño? ¿Quién dio la orden de abrir el vallado?", denuncia el presidente de Prodein.

La ONG que trabajan en Melilla llevan años denunciando estas prácticas con adultosMuchos menores no acompañados que llegan a la ciudad se escapan de La Purísima (en realidad, la entrada y salida es libre y sin control desde el desayuno hasta la hora de la cena) para tratar de pasar a la Península en los barcos del puerto. Mientras, viven en la calle.

Otros, sobre todo marroquíes, salen para regresar a su país. Por ello, la Consejería no realiza ningún trámite para buscarles. Además, el centro de La Purísima está saturado, por lo que las fugas suponen un alivio para la administración.

Consulta aquí más noticias de Melilla.