Carlos Aranda y Raúl Bravo
Carlos Aranda y Raúl Bravo, tras pagar la fianza y salir de prisión EFE

La trama de amaños de partidos que está siendo investigada por la Policía en el marco de la 'Operación Oikos' es uno de los escándalos más graves de la historia del fútbol español. Una organización con numerosos implicados que salpica de forma directa o indirecta a diferentes equipos de la Liga. Repasamos el quién es quién de la investigación:

Raúl Bravo

El exjugador del Real Madrid es uno de los dos presuntos cabecillas de la trama. Según la información aportada por 'El Mundo', dentro de la organización es él quien se encargaba de contactar con los jugadores a través, en algunos casos, de intermediarios como Borja Fernández (ex Valladolid) e Iñigo López (Deportivo). Detenido y posteriormente puesto en libertad con cargos previa fianza de 100.000 euros.

Carlos Aranda

Junto a Raúl Bravo, el exfutbolista de, entre otros, Osasuna o Numancia, está presuntamente al frente de la organización. La Policía ha interceptado conversaciones de Aranda en las que detalla cómo se fraguaban los amaños: "Mira, hermano, que gana primera y segunda parte el Valencia, ¿vale?. Había siete jugadores comprados, nada más".  Detenido y posteriormente puesto en libertad con cargos previa fianza de 100.000 euros.

A ambos se han referido los implicados como "los malos" en algunas de las conversaciones intervenidas por la Policía. 'El Mundo' ha revelado que los dos habían amenazado al presidente del Huesca, Agustín Lasaosa, por una deuda de 100.000 euros.

Agustín Lasaosa

Presidente del Huesca y detenido en el marco de la 'Operación Oikos'. Puesto en libertad con cargos. Se desconoce su implicación real, aunque en la investigación se afirma que estuvo amenazado por los dos cabecillas de la trama. Al poco de su detención, el Huesca emitió un comunicado para desmarcarse como entidad de las acusaciones vertidas.

Borja Fernández

En el Valladolid - Valencia de la discorida, Borja Fernández se despidió del fútbol. Pocos días después era detenido y, posterormente, puesto en libertad con cargos, implicado en la trama de amaños. La investigación apunta a que actuó de intermediario para llevar a cabo el amaño del cuentro y señala una reunión entre él y Raúl Bravo en el 'Bar Corinto'. Un encuentro secreto que el jugador reconoce aunque alega que el objeto del mismo era tratar de conseguir para Bravo un puesto de entrenador en la cantera del Valladolid.

Iñigo López

Jugador del Deportivo de la Coruña. Detenido y posteriormente puesto en libertad con cargos. Señalado en la investigación como intermediario entre los cabecillas y el presidente del Huesca, donde militó entre 2015 y 2018.

La barbacoa de Keko y "siete jugadores comprados"

El juez sospecha que en la barbacoa celebrada en la casa del jugador del Valladolid Keko Gontán se abordó el asunto del amaño del inminente partido ante el Valencia. Borja Fernández, en cuyo honor se celebraba la fiesta por estar próxima su retirada, sostiene que sólo era una reunión de compañeros.

Los presentes en la fiesta eran: el propio Borja Fernández, el anfitrión Keko Gontán, Kiko Olivas, Antoñito, Órcas Plano, Nacho y Moyano.

La información difundida por 'El Mundo' basada en la investigación policial apunta a exactamente siete jugadores del Real Valladolid comprados para que el Valencia ganara el partido.

Tanto Huesca y Real Valladolid, como entidades, han reiterado no tener nada que ver en la trama.