Claves

Sanidad financia un tratamiento para dejar de fumar en 25 días: ¿Quiénes pueden solicitarlo? ¿Qué requisitos hay que cumplir?

Sanidad financia un tratamiento para dejar de fumar en 25 días
Sanidad financia un tratamiento para dejar de fumar en 25 días
Sanidad financia un tratamiento para dejar de fumar en 25 días
Sanidad financia un tratamiento para dejar de fumar en 25 días

Desde el 1 de febrero, Sanidad comenzó a financiar un nuevo tratamiento para dejar de fumar en 25 días. Se trata del Todacitan, un medicamento basado en la citisina, un alcaloide de origen vegetal. Hasta la fecha, es el único fármaco que financia el estado tras retirarse del mercado los dos anteriores. Pero ¿todo el mundo puede acceder a él? ¿Cuáles son los requisitos que hay que cumplir? ¿En qué consiste? 

Características del Todacitan

Se trata de un medicamento que se comenzó a comercializar hace más de un año por Aflofarm, farmacéutica polaca. Su compuesto clave es la citisina, "un fármaco no nicotínico para dejar de fumar", según explica a 20minutos Carlos Rábade, coordinador de tabaquismo de la Sociedad Española de Neumología y Cirugía Torácica (SEPAR), "un agonista parcial de los receptores nicotínicos". 

Es decir, la principal función del medicamento es que consigue que la nicotina no llegue a los receptores, de manera que el fumador no siente placer, reduciendo así la ansiedad a la nicotina y, por tanto, su dependencia.

¿Quiénes pueden solicitarlo?

Para poder optar a este nuevo tratamiento, hay que tener en cuenta que hay una serie de requisitos que habrá que cumplir. Esta terapia está recomendada para todos los fumadores que estén incluidos en un programa de apoyo, que consuman más de diez cigarrillos diarios, "que tenga una dependencia nicotínica" y que no haya hecho un intento de abandono del tratamiento una vez subvencionado. 

Sin embargo, existen algunas excepciones, pues el tratamiento no está indicado para todo el mundo. "Por ejemplo", continúa Rábade, "pacientes con una patología psiquiátrica no controlada, que tengan alguna enfermedad cardiovascular aguda, o pacientes con algún tipo de reacción alérgica".    

¿Cómo debo solicitarlo?

Hasta ahora, uno de los problemas más graves de este tratamiento era su alto coste, 198 euros, un precio que para muchas personas podría ser un impedimento. Desde este 1 de febrero, tras estar subvencionado, pasa a costar 116,93 euros, es decir más de 80 euros menos que antes.

Ahora bien, ¿cómo se solicita? No vale con ir a la farmacia, se necesita una receta médica, que requiere una previa prescripción por parte nuestro médico de cabecera. Se trata de un medicamento que dura 25 días. 

¿Cómo debe aplicarse?

De cara a llevar a cabo este tratamiento, debe realizarse mediante la ingesta de pastillas. En primer lugar, deben tomarse seis comprimidos -uno cada dos horas- al día, durante las tres primeras jornadas de tratamiento. Desde el cuarto al duodécimo día, se realizará una reducción de la dosis, con cinco comprimidos diarios -uno cada 2,5 horas-. 

A partir de este momento, desde el día 13 hasta el 16, se seguirán reduciendo la dosis, con cuatro diarias. En la penúltima fase se tomarán tres pastillas por día entre los días 17 y 20. Desde aquí hasta el final de la terapia la dosis será de uno o dos comprimidos hasta completar los 25 días de tratamiento.

¿Tiene efectos secundarios?

Este tratamiento es de gran adherencia y su tasa de abandono es menor a la de sus 'competidores', pues cuenta con pocos efectos secundarios, según detalla Carlos Rábade. El prospecto especifica que solo una de cada diez personas podrían sufrir algunas contraindicaciones, como cambios en el apetito, aumento de peso, mareos, cambios de humor o dolores de cabeza. Como síntomas menos probables podríamos sufrir -con una probabilidad de 1 de cada 100 personas-  dificultad para concentrarnos, malestar general o frecuencia cardiaca lenta. 

"Una noticia muy positiva"

Cabe recordar que el consumo de tabaco supone, según la Organización Mundial de la Salud (OMS), el fallecimiento de 500.000 personas al año en todo el mundo, unas 50.000 en España. Por ello, los expertos aplauden esta iniciativa. "Por parte del sistema sanitario, yo creo que la noticia ha producido una gran satisfacción, es muy positiva", afirma Rábade.

Asimismo, también ha querido destacar la importancia que la financiación tiene dentro de esta causa. "Es un elemento que facilita que un fumador pueda acceder a los fármacos, que por otro lado triplican, incluso pueden llegar a cuadruplicar, las posibilidades de acceder al tratamiento".

Un soplo de aire fresco 

"Llevábamos unos meses sin que existiera en España un tratamiento financiado para dejar de fumar", ha espetado Rábade, haciendo referencia a los dos medicamentos que el Estado financiaba hasta hace unos meses -hasta que fueron retirados del mercado-. Es el caso de Champix -vareniclina-, el cual se dejó de financiar en julio de 2021 por contener nitrosamina por encima de los niveles permitidos por la Agencia Española del Medicamento y Productos Sanitarios (AEMPS). 

Por su parte, Zyntabac, -bupropión-, el otro tratamiento financiado por el Estado hasta hace pocos meses, fue retirado del mercado en octubre de 2022 debido a problemas de distribución. Además, ambos contenían nitrosaminas, un compuesto considerado cancerígeno.

La diferencia principal del Todacitan con estos medicamentos es que la vareniclina (componente del Champix) es de características similares a la citisina (componente del Todacitan) pues "los dos son agonistas parciales de los receptores nicotínicos". A pesar de esto, "los efectos secundarios de tipo digestivo en citisina son menores que en vareniclina como evidencian los estudios comparativos entre estos dos fármacos".    

¿Qué otros tratamientos existen?

Por otra parte, también podemos encontrar alternativas que podrían ayudar a dejar de fumar. Es el caso de los tratamientos de reemplazo de nicotina, cuyo objetivo es reducir las ganas de fumar y aliviar los síntomas de la abstinencia. Para esta técnica se utilizan productos para suministrar bajas dosis de esta sustancia, según Medline Plus. Dentro de las opciones tenemos un amplio abanico que comprende chicles, inhaladores, pastillas, aerosoles nasales o parches cutáneos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento