¿Cuáles son las fechas de junio más probables para un adelanto electoral en Andalucía?

El presidente de una mesa corta el precinto de una urna antes del inicio del recuento de votos en un colegio electoral de Sevilla durante la jornada electoral de Andalucía.
Cada vez más indicios apuntan a que las urnas se pondrán en junio en Andalucía.
Raúl Caro / EFE

Desde principios de año el runrún parlamentario y las propias indicaciones, más o menos veladas, del Gobierno andaluz vienen apuntando a dos grandes fechas para la celebración de las elecciones autonómicas, que serán, en cualquier caso, este 2022. Por un lado, "antes del verano", y más concretamente en junio; por otro, "en otoño". Julio y agosto quedan descartados, el segundo por inhábil a efectos parlamentarios y el primero por la Ley Electoral, que consideran "los obstáculos que la época estival puede imponer al ejercicio del derecho de participación política".

Después de que la amenaza de un "bloqueo" en el Parlamento pusiera a Andalucía al borde de las elecciones adelantadas en enero y febrero, junio ha vuelto a cobrar fuerza como fecha más probable. Hasta ahora, el presidente de la Junta, Juanma Moreno, había abogado por agotar la legislatura, lo que llevaría las elecciones a después del verano, en noviembre previsiblemente. Sin embargo, en los últimos días, Moreno se ha abierto al discurso de su consejero de Hacienda, Juan Bravo, que ya apuntó en Navidad (y lo ha repetido esta semana) a la conveniencia de un "adelanto técnico" a junio para poder votar el Presupuesto de 2023 a tiempo, cosa que no sería posible si las elecciones fueran a final de año.

"Con los presupuestos prorrogados no se puede responder a la crisis inflacionista", reconoció Moreno este miércoles, que cuenta además en la apuesta por junio con el argumento de la negativa del PSOE-A a facilitar los Presupuestos de 2022 y el no menos importante de capitalizar en tiempo y forma los fondos europeos Next Generation.

El consejero portavoz de Presidencia, Elías Bendodo, que ha ido, semana tras semana, abonando ante los medios la idea de Moreno de "acabar la legislatura", ha modificado hoy mismo su discurso, reforzando la idea de que el Gobierno entiende el mes de junio como la fecha más probable: "Ya se irá viendo si las elecciones son antes o después del verano, pero se necesita presupuesto cuanto antes".

Con casi todo a favor de junio, ¿cuáles son las fechas más probables para la celebración de las elecciones andaluzas y qué motivos respaldan a cada una?

5 de junio

La Ley Electoral establece que las elecciones se tienen que convocar 54 días antes de la fecha de celebración, momento en el que queda disuelto el Parlamento. Esto significa que hay plazo para convocar de cara al primer domingo de junio, día 5.

Sin embargo, para ello habría que anunciar las elecciones tras un Consejo de Gobierno el 12 de abril, es decir, este Martes Santo. La celebración de la Semana Santa andaluza aleja esta posibilidad, sobre todo porque no hay una urgencia ni existe ganancia alguna, al menos aparentemente, en convocar para el 5 de junio frente a otros domingos del mes.

12 de junio

En caso de elecciones, el 12 de junio habría que convocar el 19 de abril, tras una larga semana de festejos procesionales que seguramente hayan aletargado un tanto el ruido mediático y el debate público en torno a los comicios.

Bien es cierto, que el deterioro económico por la crisis de Ucrania y la subida de la inflación es una amenaza para el PP frente al auge de Vox y puede hacer que, una vez decidido por el "adelanto técnico" en junio, Moreno apueste por convocar cuanto antes. Habrá que tener en cuenta la reunión "en unas semanas" del presidente de la Junta con el vicepresidente del Banco Central Europeo y en qué modo puede influir el factor económico para la fecha elegida.

19 de junio

El 19 es uno de los días que suena con más fuerza para las elecciones. En este caso, habría que convocarlas el 26 de abril. Y eso supone una pega importante, pues, llegados ya a ese punto, el Gobierno andaluz puede estimar más beneficioso celebrar el último Pleno de abril, los días 27 y 28. En esta sesión está previsto el debate y aprobación de la Ley de Economía Circular, una de las más potentes de este último año de legislatura.

Asimismo, y más importante a nivel electoral, puede ser el dictamen sobre las irregularidades de la Faffe, que podría consignarse en Pleno en torno a esas fechas. El documento de la comisión ha salido ya esta semana y concluye, con los votos del PP, Ciudadanos y Vox, que los responsables últimos de los gastos descontrolados en la Fundación Andaluza Fondo de Formación y Empleo son Manuel Chaves, José Antonio Griñán y Susana Díaz. Pero no será hasta final de abril cuando el Parlamento lo incluya en el diario de sesiones.

26 de junio

Es quizás la fecha con más posibilidades. De ser así, habría que convocar el 3 de mayo, martes de Feria en Sevilla. Para entonces, el Gobierno habrá sacado adelante (si se produce) la Ley de Economía Circular y el dictamen de la Faffe.

Además, es previsible que en todo el mes de abril la Junta aproveche para ir lanzando globos sonda y mensajes que refuercen la necesidad de un "adelanto técnico" a junio por motivos estrictamente económicos. En contra de esta fecha tan tardía en junio iría los efectos del desgaste económico y la posibilidad de que se diluya el "efecto Feijóo" del reciente Congreso del PP en Sevilla, del que han salido reforzado y reafirmado Moreno y su equipo.

Por último, en el seno del Gobierno no deja de preocupar el ascenso, encuesta a encuesta, de Vox en Andalucía y la caída en votos del socio del PP en la Junta, Ciudadanos. Otra razón más para, una vez decididos por junio, no demorar la convocatoria.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento