¿Cómo poner a mi perro a dieta? Signos de que mi perro sufre obesidad y cómo tratarla de manera saludable

Un perro tumbado
Un perro con sobrepeso disfrutando de una siesta.
I.B.

La obesidad es uno de los problemas más comunes en multitud de especies, no solo en humanos, de hecho, afecta también a nuestras mascotas. En España, casi dos de cada diez personas son obesas o tienen problemas de sobrepeso y, a nivel mundial, se calcula que entre el 30 y el 60 por ciento de los perros también están afectados por este problema.

Por suerte, la obesidad y los problemas relacionados con el sobrepeso pueden tratarse, aunque primero hay que saber identificar los síntomas de que se padece. En el caso de los perros, al igual que para el ganado, existen tablas de puntuación de condición corporal (BCS por sus siglas en ingles) para mascotas, según explica Mikki Koot, nutricionista especializada en animales de compañía de la compañía alimentaria Edgard & Cooper.

Identificar que nuestro perro necesita ponerse a dieta

"Estos gráficos muestran cómo debe verse y cómo debe sentirse tu perro o gato cuando tiene el peso ideal, por ejemplo, deberías poder sentir las costillas con una cobertura de grasa mínima o sin exceso y verle claramente la cintura cuando se ve desde arriba, además de poder ver una contracción abdominal desde un lado", explica la nutricionista. "Cuando ya no podemos notar esto, estamos hablando de sobrepeso. Y, al contrario, si las costillas, la columna vertebral y los huesos pélvicos son fácilmente palpables e incluso visibles (según la raza, ya que algunas como los galgos son flacos en su peso ideal), entonces es una señal para ajustar el régimen de alimentación a nuestras mascotas", añade.

Cuando las personas nos ponemos a dieta, normalmente empezamos a alimentarnos con productos de mejor calidad, con menos grasas, añadiendo a nuestra dieta más verduras, aminorando los dulces y, sobre todo, aumentando el ejercicio físico, pero ¿ocurre lo mismo con los perros? Según Koot, "el proceso es bastante similar con las mascotas". "El ejercicio es muy importante ya que la causa principal de la obesidad en mascotas es la sobrealimentación (demasiados premios) y la falta de ejercicio", comenta la experta.

El gen de los perros que les dice cuando parar de comer

Para poner a nuestro perro a dieta es importante conocer primero si nuestra mascota tiene sobrepeso o está demasiado delgado. "Para los humanos, la energía es el primer factor limitante para la ingesta de alimentos, es decir, una vez que se cumple el requerimiento de energía, dejaremos de comer. Sin embargo, se sabe que los perros son glotones, lo que quiere decir que comerán hasta el punto de reventar a causa de su instinto transmitido por los lobos que comían la mayor cantidad de ciervos que mataban, ya que no sabían cuándo les llegaría la próxima comida", detalla la nutricionista.

"Hay razas de perros, como el Labrador retriever o los Beagles, a las que les falta el gen que les dice al cuerpo que está lleno; a otros les encanta comer y no 'escuchan' a su cuerpo cuando están llenos y continúan comiendo; aunque, por supuesto, este no es el caso de todas las razas pero es una teoría ampliamente aceptada para explicar por qué los perros aman tanto su comida", añade la experta en nutrición de animales de compañía.

Dietas ligeras, completas y equilibradas

Por lo tanto, para los perros con sobrepeso "es importante alimentarlos con una dieta con un contenido de energía más bajo que no comprometa el suministro de nutrientes, al mismo tiempo que se intenta que se sientan saciados". "Hay recetas ligeras en el mercado que tienen un 15 por ciento menos de densidad energética (en cuanto a piensos se refiere). ¡Pero ten cuidado! No todas son buenas, en caso de duda, lo mejor es acudir a un nutricionista especializado o hablar con un veterinario capacitado", alerta Koot.

En cuanto al tiempo que un perro tarda en volver a su peso ideal, dependerá de cuánto necesite perder. "La pérdida de peso lenta y controlada es el camino a seguir y es el resultado de combinar una buena dieta con el ejercicio", explica la nutricionista. "Un perro con sobrepeso debería alcanzar su peso ideal en un plazo de seis a ocho meses, por lo general. Si el proceso lleva más tiempo, el plan de pérdida de peso debería revisarse. En cualquier caso, dependerá siempre del tamaño y la raza del animal", insiste.

Cuando vayamos a poner a dieta a nuestro perro debemos asegurarnos de que la dieta que le empecemos a dar proporcione todos los nutrientes necesarios en las cantidades suficientes ya que, de ser de otra forma, sería peligroso para la salud del animal. 

"Una mala dieta puede terminar en deficiencias de nutrientes que puedan causar todo tipo de problemas de salud, por ello hay que asegurarse de que la dieta sea completa (cumpliendo con todos los requisitos mínimos de nutrientes de la mascota) y equilibrada (sin exceso de nutrientes, lo que puede interferir con la digestión y/o la absorción de otros nutrientes)", concluye la experta.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento