Díaz rechaza "el acuerdo por el acuerdo" con el PP: "No podemos tomar medidas que empobrezcan más a los más pobres"

  • La vicepresidenta critica que los populares apuesten por "bajar impuestos a todo el mundo", sin distingos.
  • Díaz pide en centrar el debate en las medidas, e insiste en congelar los alquileres y un impuesto extraordinario a las eléctricas.
La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz.
La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz.
EFE

La vicepresidenta segunda del Gobierno, Yolanda Díaz, se muestra contraria a que el Ejecutivo pacte el PP un paquete de medidas de emergencia para paliar el coste de la guerra, porque las "recetas" de los populares únicamente pasan por "bajar los impuestos a todo el mundo". Así lo planteó Díaz este jueves, cuando en una entrevista también defendió que esa decisión, una rebaja generalizada de impuestos sin hacer distingos de clase social, ingresos o productos, empobrecería "a los que ya hoy son más pobres" porque impediría financiar servicios públicos y medidas de apoyo a rentas bajas.

Las declaraciones de la presidenta se producen en plena negociación interna dentro del Gobierno -PSOE y Unidas Podemos están concretando qué medidas tomar para hacer frente al impacto de la guerra- y cuando el Ejecutivo también está manteniendo contactos con todos los grupos parlamentarios para recabar apoyos. Hace unos días, el presidente Pedro Sánchez ya planteó su deseo de alcanzar un "pacto de país" para que las decisiones que se tomen cuenten con el apoyo de la mayoría de las fuerzas políticas, especialmente del PP.

Pero Unidas Podemos no ve con buenos ojos esta posibilidad porque entiende que, para pactar con los populares, el Gobierno se vería obligado a virar a la derecha. Y así lo entiende también Díaz, que este jueves aseguró que lo que importa realmente son "las medidas" que se pongan en marcha y no "el acuerdo por el acuerdo" con el PP. "Yo vengo de una cultura política basada en documentos y en propuestas", afirmó la vicepresidenta, que insistió en que el Gobierno debe poner en marcha mecanismos para rebajar el precio de los suministros básicos y para contener los de la vivienda.

"¿Es justo que congelemos la revalorización de los alquileres, sí o no?", se preguntó retóricamente Díaz, ya que precisamente una de las medidas que plantea Unidas Podemos es prohibir temporalmente que los caseros actualicen los alquileres con el IPC para evitar a los inquilinos el impacto de la inflación. "Estamos viviendo algo excepcional, el enorme coste de la energía está produciendo una transferencia de rentas de la ciudadanía a las eléctricas", y por tanto "es de sentido común" que el Estado tome una parte de los "beneficios récord" de estas grandes empresas energéticas para financiar inversiones públicas.

Para conseguir ese último objetivo, Díaz se mostró partidaria de aprobar un "impuesto extraordinario a las eléctricas para que compensemos los daños sociales" que está produciendo el alto precio de la energía. Esta tasa podría vehicularse a través de un recargo de diez puntos en el impuesto de sociedades, tal y como ha planteado Unidas Podemos, lo que supondría que el tipo nominal que pagarían estas compañías sería del 35% de sus beneficios.

"Lo que no sirve es la receta del PP, bajar impuestos a todos por igual, al que tiene muchos recursos y al que no", zanjó la vicepresidenta segunda, que admitió que es mucho más probable que, si el Gobierno pone en marcha inversiones públicas para proteger a las rentas más golpeadas por la crisis, tenga que pactarlas con sus habituales aliados independentistas y nacionalistas. "Es evidente que en el bloque de la investidura estamos en la línea de cuáles son los problemas de la ciudadanía, la energía, el arrendamiento", resumió Díaz.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento