Insultos a trabajadoras de un centro de salud por cerrar a su hora y no hacer test de antígenos a la gente que esperaba

Centro de Salud de La Mejostilla en Cáceres
SES
21/12/2021
Centro de Salud de La Mejostilla en CáceresSES21/12/2021
SES

Las siete trabajadoras que terminaban su jornada laboral en el Centro de Salud de Mejostilla (Cáceres) fueron increpadas por personas que esperaban fuera su turno para realizarse un test de antígenos este jueves

Como narraba la cuenta de Twitter @enfermerasaturada, las trabajadoras "tuvieron que salir del centro con ayuda de la policía" Nacional y Local, que estuvo junto con voluntarios de DYA gestionando toda la tarde la cola de personas que esperaban hacerse la prueba como informó el medio Hoy.

En el vídeo que comparte la cuenta se escuchan insultos como "sin vergüenzas" o incluso "hijos de puta". La tarde transcurrió con largas colas de personas esperando el test, algunas personas estuvieron haciendo cola desde las 13:30 horas y lo que superó las expectativas del Servicio Extremeño de Salud.

El pasado martes, el SES había anunciado que se iban realizar cribados de test de antígenos sin cita previa en este centro de salud. Los días en los que se llevarían a cabo serían el 22, 23, 27, 28, 29 y 30 de diciembre, ente las 15:30 y las 20:00 horas.

En total, este jueves se llevaron a cabo 493 test, de los que 30 han dado resultado positivo. Este miércoles, los datos que ofreció el SES fueron 174 nuevos contagios, como informa el medio.

¿Debe garantizar la Unión Europea el acceso a una atención sanitaria de calidad?

El vicepresidente segundo, consejero de Sanidad y también médico, José María Vergeles, ha manifestado en Twitter su apoyo a los profesionales del centro. 

En otro tuit, explica que entiende “a las personas que quieren saber si son o no positivas a una enfermedad que está condicionando nuestras vidas. Pero también entiendo a los profesionales de la atención primaria de salud y de las urgencias. Lo que no entiendo es la falta de respeto. No lo vamos a permitir».

Solo el pasado domingo se notificaron 61 nuevos positivos, una cifra que no se registraba desde los peores momentos de la pandemia. Ante estos datos el alcalde de Cáceres, Luis Salaya, reconoció que el aumento de los casos de coronavirus sitúa a la ciudad en un "panorama complejo" de cara a las fiestas navideñas, ya que la situación en cuanto a los contagios está "francamente mal", y se espera que siga subiendo en los próximos días porque la incidencia acumulada a los siete días así lo indica.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento