Los presidentes del PP piden a Sánchez más vacunas y lamentan que "ha habido mucho monólogo y ningún acuerdo"

El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo (i), conversa con el presidente de Murcia, Fernando López Miras.
El presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo (i), conversa con el presidente de Murcia, Fernando López Miras.
EFE/ Juanjo Martín

"Ha habido mucho monólogo, poco diálogo y ningún acuerdo". De esta forma ha resumido el presidente de la Xunta de Galicia, Alberto Núñez Feijóo, la Conferencia de Presidentes de este viernes, a la que se ha referido como "reunión informal de presidentes". La postura de los líderes autonómicos del PP no eran ninguna incógnita. Desde hace días sus críticas de cara a la Conferencia de Presidentes eran públicas tanto por el formato como por el contenido, sin debates previos, y este viernes se lo han hecho saber al presidente del Gobierno en la reunión mantenida a puerta cerrada en el Convento de San Esteban de Salamanca.

La bilateralidad con Cataluña y el País Vasco ha sido una de las quejas compartidas por los líderes populares. Tanto Feijóo como Isabel Díaz Ayuso, Mañueco o Juanma Moreno han denunciado lo que consideran un trato discriminatorio hacia el resto de autonomías. "No podemos dar por bueno que se den más atenciones a los que no se sientan ni más protagonismo a los que no quieren compartir sus opiniones", ha sentenciado el presidente Gallego en la rueda de prensa posterior al encuentro.

En la reunión, que se ha alargado más de lo previsto, los grandes asuntos que han tratado han sido el reparto de los fondos europeos, el proceso de vacunación y el reto demográfico. Los barones populares han exigido más vacunas y un calendario de vacunación que permita una planificación de cara a septiembre. "No tenemos vacunas para esta quinta ola ni hay suficientes para los jóvenes", ha denunciado Feijóo, que ha pedido durante la reunión inyectar Jannsen a los menores de 40 años como ya se está haciendo con algunos grupos de población como los pescadores que salen a faenar.

Si bien han valorado la llegada de 3,4 millones de vacunas anunciada por Pedro Sánchez justo antes del encuentro, han lamentado que en julio y agosto se van a suministrar menos dosis que en el mes de junio, lo que confirma la desaceleración en el ritmo de vacunación. "Le he pedido que haga gestiones directas con la Unión Europea y que podamos acelerar el ritmo de vacunación", ha señalado el presidente de Murcia, Fernando López Miras, que ha reconocido que "no se ha llegado a ningún acuerdo. No ha habido réplica para dar respuestas a las cuestiones planteadas", ha denunciado, en sintonía con sus compañeros de partido, que han reiterado la falta de diálogo. "Una suma de monólogos no es igual a un diálogo", ha reclamado el presidente andaluz.

La presidenta madrileña, Isabel Díaz Ayuso, ha celebrado la nueva compra de vacunas, pero ha matizado que a Madrid le corresponderían alrededor de 300.000 unidades y eso, con el ritmo de vacunación de la capital, "dura tres o cuatros días".

Sobre los fondos europeos, los presidentes populares han criticado la falta de información sobre el reparto. "Sabemos que vendrán fondos europeos para la reactivación económica, pero no sabemos cómo lo va a repartir el Gobierno de España", ha señalado López Miras, que ha pedido "equidad y justicia". Sobre este asunto, la presidenta madrileña Isabel Díaz Ayuso ha lamentado que se pueda producir un reparto "arbitrario" y que siempre se intente perjudicar a su comunidad. "Madrid se queda siempre al margen", ha afirmado. "No pedimos que se nos dé más, pero que se nos deje en paz".

Ley de pandemias y natalidad

Algunas de las propuestas que han trasladado los presidentes populares han sido la ley de pandemias que Pablo Casado lleva meses reclamando, así como incentivos para aumentar la natalidad, que consideran un gran problema demográfico. "Si no hay natalidad seguiremos con despoblación", ha afirmado Feijóo, que ha recordado que la tasa de fertilidad en España es de 1,8 hijos por mujer en edad fértil, "la tasa más baja desde que hay registros", y se están produciendo 58.000 nacimientos menos que fallecimientos.

El presidente de la Xunta ha recordado que su comunidad ya tiene una ley de pandemias que fue recurrida por el Gobierno, pero el Constitucional avaló la norma gallega y ha instado al Ejecutivo a aplicarla: "tendría el respaldo mayoritario de los grupos", ha señalado, en sintonía con el resto de barones autonómicos, que han insistido en tener un marco común para garantizar la "seguridad jurídica" y no sentirse "desnudos" como hasta ahora, en palabras de Juanma Moreno.

También ha pedido que se refuerce la atención primaria, así como el servicio de pediatría, mediante una convocatoria extraordinaria de MIR o sacando nuevas plazas para que puedan ser cubiertas, una solicitud que el Gobierno ha rechazado. "No podemos cubrir las vacaciones ni las bajas", ha lamentado Feijóo.

Otras de las reclamaciones ha sido la reforma del modelo de financiación autonómico. Andalucía, ha dicho Moreno, no puede "aguantar más" perdiendo "más de mil millones al año", lo que ha sumado a que en el próximo ejercicio recibirá 2.400 millones menos que en 2021.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento