Gucci y Chanel se han propuesto poner los 'piercings' de moda a través de la logomanía

Septum joya de Gucci.
Septum joya de Gucci.
GUCCI/YOUTUBE

Las últimas pasarelas de Gucci y Chanel han dado mucho que hablar tanto para los insiders del mundo de la moda como para los más aficionados. Sin embargo, hay un pequeño detalle que ha pasado casi desapercibido, y es que ambas firmas han optado por los piercings como el elemento clave de su joyería.

Este peculiar accesorio lo vimos primero en la colección otoño-invierno 2020/21 de Gucci, pero no ha sido hasta la colección Aria que ha cobrado más protagonismo y relevancia. 

Desde el nombramiento de Alessandro Michele como director creativo de la firma, la excentricidad se ha convertido en el late motiv de Gucci, aplicándose también a las joyas. En esta ocasión han añadido a su desfile el piercing septum con un cambio de imagen glamurosa que nos recuerda a las décadas de los 90 y 2000.

Como adaptación de la joyería tradicional, que a menudo era más basta, el septum gozó de gran popularidad en los años 90 (especialmente debido a las subculturas de los 70). Este piercing, que siempre iba acompañado de una nota rebelde, encajaba perfectamente en la era post-punk y ponía en juego una nota vanguardista que, dependiendo de la combinación, también podía entrar en un contexto fetichista.

En lugar de tomar esa asociación al fetiche punk, Michele lo recontextualiza para Gucci y nos ofrece un contraste estilístico al darle a la perforación una connotación ligeramente artificial, que es precisamente la razón por la que es tan brillante y ostentoso, adaptándose actual clima social que anhela elementos sorprendentes para salir de un letargo casi comatoso que hemos estado viviendo durante el último año en el mundo de la moda.

Por su parte, Chanel ha sorprendido con un piercing labret del monograma de la firma durante el desfile de presentación de la colección crucero 2021/22. Ha sido Stella Tennant la que ha inspirado este accesorio tan rebelde y punk, rindiendo homenaje a la personalidad de la modelo según a confesado Virginie Viard.

Con este gesto, Chanel se suma a las firmas que han rememorado y celebrado la influencia que tuvo Tennant en el mundo de la moda, como ya hizo Burberry en su colección de otoño-invierno 2021/2022

Ambas marcas apuestan por un revival de los 90 y 2000 en su versión más cañera y punk pero adaptando esta tendencia a la actualidad, apostando por la sofisticación y el glamour de los piercing en formato joya y siguiendo la logomanía que, de momento, se niega a abandonarnos.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento