Kamala Harris jura de morado, hace historia... y promete hacer del puesto segundón de 'vice' una figura más que simbólica

Kamala Harris jura como la primera vicepresidenta de la historia de los Estados Unidos.
Kamala Harris jura como la primera vicepresidenta de la historia de los Estados Unidos.
ANDREW HARNIK / EFE
La demócrata Kamala Harris hizo este miércoles historia al jurar como vicepresidenta de Estados Unidos, convirtiéndose en la primera mujer, la primera afroamericana y la primera persona de origen asiático en llegar a este puesto en el país.

El mundo ha presenciado este miércoles cómo uno de los techos de cristal más gruesos que existen ha sido derribado, nada más y nada menos que en Estados Unidos. Kamala Harris (1964) -que escogió ropa de color morado, símbolo del feminismo- ha sido oficialmenteinvestida como vicepresidenta del país norteamericano, marcando un nuevo hito en el panorama político estadounidense; pero también en el mundial, que todavía a día de hoy cuenta con una muy escasa presencia femenina.

Hija de un jamaicano y de una india, Harris, con 56 años, ha pasado a ser la primera mujer negra de ascendencia afroasiática en ocupar el puesto de la vicepresidencia de Estados Unidos. Pero no es la primera vez que rompe una barrera, pues su trayectoria profesional está repleta de hechos inauditos: fue la primera mujer negra en ser elegida fiscal general en California y la primera mujer de ascendencia del sur de Asia en el Senado.

Su presencia en la investidura de este miércoles 20 de enero es quizás una de las más importantes de la historia estadounidense. Aunque el papel de vicepresidente (vicepresidenta, en este caso) es para muchos un puesto simbólico, el nuevo presidente de Estados Unidos, Joe Biden, fue consciente desde el primer momento de que la mejor fórmula para liderar desde la Casa Blanca y ampliar la representación del pueblo estadounidense debía incluir a la que fue su contrincante en las primarias demócratas, Kamala Harris. Su nombramiento muestra la voluntad de curar las heridas de un país tremendamente dividido e inmerso en una crisis política, económica, sanitaria, social y cultural.

"Aunque pueda ser la primera mujer en ocupar este cargo, no seré la última"

Así, poco antes de que Joe Biden fuera oficialmente proclamado presidente de EE UU, Harris deslumbraba ante las cámaras con una sonrisa de oreja a oreja y el pecho hinchado de emoción, alegría y orgullo.

Con una mano posada sobre dos biblias -como es tradición en el país- y la otra alzada, la ya vicepresidenta de Estados Unidos ha jurado lealtad a la Constitución y a su país. "Juro solemnemente que apoyaré y defenderé la Constitución de Estados Unidos contra todos los enemigos, extranjeros y domésticos; que mantendré una fe real en esto mismo", ha jurado Harris en el Capitolio. Lo ha hecho, además, frente a la primera jueza hispana del Tribunal Supremo, Sonia Sotomayor, quien también marcó un hecho histórico al convertirse en 2009 en la primera jueza hispana en ascender al Supremo.

"La primera, pero no la última"

Kamala Harris se ha convertido en la mujer estadounidense que más lejos ha conseguido llegar -al segundo mayor cargo de poder del país- y lo hace con orgullo y con la esperanza de que este hecho abra las puertas a muchas otras mujeres que vengan tras ella. "Aunque pueda ser la primera mujer en ocupar este cargo, no seré la última. Porque todas las niñas pequeñas que hoy están viendo esto pueden ver que este es un país de posibilidades", aseguró durante su primer discurso a la nación como vicepresidenta electa.

El cargo de vicepresidente en Estados Unidos tiene la fama de ser un puesto de 'segundón', pero la presencia de Harris en el mandato de Biden promete ser muy destacada.

El presidente electo de EE.UU., Joe Biden, su esposa Jill Biden, a vicepresidenta electa, Kamala Harris, y su esposo Douglas Emhoff llegan a la toma de posesión de Joe Biden como presidente de EE.UU.
El presidente electo de EE.UU., Joe Biden, su esposa Jill Biden, a vicepresidenta electa, Kamala Harris, y su esposo Douglas Emhoff llegan a la toma de posesión de Joe Biden como presidente de EE.UU.
DAVID TULIS / EFE

Principalmente, la Constitución otorga al vicepresidente la presidencia del Senado, donde podrá romper los empates gracias a su voto de calidad. Además, otra tarea fundamental es que, en caso de que el presidente de EE UU renuncie, muera o sea destituido, será el vicepresidente/a (Kamala Harris, en este caso) quien ocupe el despacho oval de la Casa Blanca. Hasta ahora, ocho vicepresidentes han sido nombrados por el fallecimiento de sus superiores (John Tyler, Millard Fillmore, Andrew Johnson, Chester Arthur, Theodore Roosevelt, Calvin Coolidge, Harry Truman y Lyndon Johnson) y uno por su renuncia (Gerald Ford).

A parte, el papel de la vicepresidenta será también el de comunicar las principales decisiones políticas que tome el Gabinete del presidente y el de aconsejar a Biden en todo momento; algo que garantizará el apoyo de los más progresistas.

Harris tenía el objetivo de llegar a ser presidenta del país, pero fue derrotada por Biden en las primarias demócratas. No obstante, la edad del actual presidente -con 78 años se ha convertido en el más mayor de la historia de EE UU- amplía las posibilidades de que la vicepresidenta pueda ser candidata a la presidencia en futuras elecciones y, quizás, primera mujer al frente de Estados Unidos. Ya ha sucedido en otras ocasiones, concretamente en seis (Joe Biden, entre ellos, pues fue vicepresidente de Barack Obama) en las que los segundos en la línea de sucesión pasaron a presidir la Casa Blanca tras terminar su mandato como vicepresidente.

Persona del año

Todo está por ver. A la Administración de Biden le esperan años duros y llenos de retos, y con la obligación de cumplir con las expectativas que millones de ciudadanos estadounidenses han puesto en ellos. Lo que sí que es indudable es que, a diferencia de Joe Biden, Kamala Harris cuenta con un carisma que la ha convertido en una de las protagonistas de esta larga, dura e intensa carrera hacia la Casa Blanca. La revista 'TIME' la nombraba en 2020 "persona del año", siendo Harris la primera vicepresidenta (una vez más) en constar como tal.

"Ella es directa como una flecha. Es muy, muy brillante. Es dura. Pero aún así tiene un corazón que entiende lo que es estar al otro lado de los prejuicios. También fue la hija de un inmigrante que fue criada, de una manera extraña, como yo. Nos enseñaron que podíamos ser cualquier cosa. No te rindas, sólo muévete, sigue empujando. Y me di cuenta de que ella era alguien que si, de hecho, me pasaba algo, sabría que podría hacerse cargo. Esa es Kamala", aseveraba Joe Biden durante la entrevista que la revista le hizo el pasado diciembre.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento