La Audiencia Nacional estudia hoy si deja en libertad a 3 de los CDR encarcelados

Un vehículo de la Guardia Civil en el traslado de siete miembros de los Comités de Defensa de la República (CDR).
Un vehículo de la Guardia Civil, en el traslado de siete miembros de los Comités de Defensa de la República (CDR).
LUCA PIERGIOVANNI / EFE

La Audiencia Nacional analiza este jueves si deja en libertad a tres de los siete miembros de los CDR (Comités de Defensa de la República) encarcelados el 26 de septiembre ante la posibilidad de que tratasen de atentar en el aniversario del 1-O o como protesta por la sentencia del procés, después de que la Fiscalía haya apoyado su excarcelación bajo fianza de 9.000 euros.

La sección segunda de lo Penal revisará en diferentes vistas a puerta cerrada los recursos de apelación que cuatro CDR interpusieron a los autos de ingreso en prisión que tuvo que repetir el juez Manuel García Castellón por orden de la Sala por no haberles dado la suficiente información para su defensa.

De los cuatro, el teniente fiscal de la Audiencia Nacional, Miguel Ángel Carballo, ha informado a favor de la libertad bajo fianza de tres de ellos.

Se trata de Guillem Xavier Duch, Eduardo Garzón y Xavier Buigas, quienes al igual que los otros cuatro miembros de los CDR, fueron a prisión por los delitos de pertenencia a organización terrorista, fabricación y tenencia de explosivos, y conspiración para causar estragos.

La Fiscalía, que hasta ahora había pedido que se les mantuviera en prisión, modificó la semana pasada su postura y rechazó que este cambio de criterio se debiera a motivación política alguna. Destacó que el principal motivo era que ninguno de los tres había estado en contacto con explosivos.

En su informe a la Sala, según han indicado fuentes fiscales, considera además que en este momento pueden quedar en libertad bajo fianza al estar ya toda la prueba intervenida analizada, lo que reduce el riesgo de destrucción o manipulación de pruebas.

No obstante, y pese a la posición de la Fiscalía, la Asociación Catalana de Víctimas de Organizaciones Terroristas (Acvot), que representa a la acusación popular en esta causa, ha informado a favor de que se les mantenga en prisión preventiva, por lo que la Sala puede optar por mantenerles encarcelados.

Vista repetida

La sección segunda de lo Penal ya resolvió recursos de apelación de estos tres investigados y acordó anular sus autos de prisión al considerar que, según reciente doctrina el Tribunal Constitucional, y pese a estar la causa secreta, no se les proporcionó información esencial en las vistillas en las que se acordó su prisión, por lo que obligó al juez a celebrarlas de nuevo.

García Castellón repitió las vistillas al día siguiente de notificarse el auto de la Sala y volvió acordar su ingreso en prisión, así como el de un cuarto, Alexis Codina, al que también afectó esa resolución y cuyo recurso también se verá este jueves, pero para el que la Fiscalía no ha apoyado su puesta en libertad.

Hasta el momento, a los únicos a los que la Sala ha ratificado la prisión han sido Ferrán Jolis y Jordi Ros, al estimar que la investigación ha arrojado por el momento indicios suficientes de terrorismo.

Ambos, que no invocaron ante la Sala el hecho de que no se les había ofrecido información esencial como hicieron los otros cinco, fueron los únicos que accedieron a declarar ante la Guardia Civil y el juez asistidos por un abogado de oficio.

Respecto a los tres para los que la Fiscalía apoya su libertad bajo fianza, la investigación señala que uno de ellos, Duch, integrante del CDR Sabadell Centro, mostró "de manera expresa su plena disposición a participar en el asalto al Parlamento" de Cataluña como respuesta a la sentencia del 1-O.

También intervino, junto a Garzón, en un "acto delictivo" ocurrido el pasado 1 de febrero, que consistió en derramar gran cantidad de aceite en la calzada de la carretera C-55, al paso del convoy escoltado por la Guardia Civil que trasladaba a los presos del procés del centro penitenciario de Lledoners a Madrid.

Sobre Buigas se conoce la conversación que mantuvo con Jolis a través de la que se supo que el 15 de septiembre de 2018 este grupo "organizó, planificó y ejecutó una reunión secreta 'in itinere'" con la hermana de Puigdemont "con la intención de entregar documentación sensible y establecer comunicaciones seguras entre el expresidente huido" Carles Puigdemont y su sucesor Joaquim Torra.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento