La vicesecretaria general del PSOE y portavoz parlamentaria, Adriana Lastra, llamará esta mañana a su homóloga de Unidas Podemos, Irene Montero, para proponerle sentarse a hablar por la tarde de un acuerdo programático, parlamentario e institucional de cara a la investidura de Pedro Sánchez.

"En cuanto que salga de aquí y llegue a la sede de mi partido la llamaré para, si es posible, sentarnos esta tarde a hablar de programa", ha dicho Lastra en una entrevista en la Cadena Ser, en la que ha asegurado que entiende el "cabreo y la frustración de mucha gente" por la situación de bloqueo institucional que vive el país.

Lastra, que encabeza el equipo designado por la Ejecutiva del PSOE para negociar un acuerdo programático con Unidas Podemos, ha hecho hincapié en que "el escollo es gobierno de coalición o gobierno de cooperación" y en que un gobierno de cooperación con personas de reconocido prestigio de la órbita de Podemos es lo único posible para asegurar no solo la investidura, sino también la gobernabilidad.

Tras acusar a Pablo Iglesias de anteponer el "tacticismo" y los intereses de su partido a los de España y los españoles, ha insistido en que un Ejecutivo de coalición con el partido morado alejaría el apoyo a la investidura de Sánchez de otros partidos como el PNV y la haría depender de los independentistas.

El PSOE no ofreció la vicepresidencia a Rivera en 2016

Lastra no ha querido desvelar si Iglesias exigió la vicepresidencia del Gobierno en la reunión mantenida este martes y ha negado que en el acuerdo de 2016 con Ciudadanos los socialistas ofrecieran a Rivera ser el vicepresidente de Sánchez.

Sobre la insistencia de Podemos de que el PSOE se abrirá a negociar tras una investidura fallida, Lastra se ha preguntado si cambiará algo en el partido 'morado' después del verano. ¿Qué puede cambiar de julio a septiembre, va a cambiar algo, se van a modificar las posiciones? Por eso decimos que no hay segunda oportunidad. No jugamos al tacticismo político ni enredamos con las palabras", ha señalado Lastra, rechazando que el PSOE juegue a una investidura frustrada.

La portavoz parlamentaria del PSOE ha negado que Sánchez le ofreciera a Podemos una abstención en la investidura del próximo 22 de julio. "Queremos que se apoye la investidura. Tienen que ser los números, 176 síes", ha dicho, al tiempo que ha recogido el guante de Irene Montero sobre una futura reunión y ha recalcado que si Podemos está dispuesto se podrían volver a ver esta misma tarde.